Oriana Fallaci, procesada por ofensas al islam

La periodista Oriana Fallaci deberá comparecer ante la justicia italiana para responder de presuntas ofensas a la religión musulmana después de que el juez de primera instancia de Bérgamo, Armando Grasso, rechazara ayer archivar el caso.
 

   Grasso consideró que en el libro La fuerza de la razón hay expresiones "inequívocamente ofensivas" contra el islam.
   Fallaci ya levantó quejas de la comunidad musulmana al escribir en su anterior libro, La rabia y el orgullo, expresiones como "jodidos hijos de Alá".
   La escritora consideró la acusación "forzada", mientras que la gubernamental Liga Norte criticó fuertemente la decisión del juez.
   Un tribunal de Bergamo, en el norte de Italia, aceptó ayer la querella presentada por la Asociación de Musulmanes Italianos contra la escritora. El presidente de «Unión Musulmana», Adel Smith, exige que la periodista pague por «haber vilipendiado al Islam» en sus libros y artículos.
   La noticia, según cuenta Ángel Villarino en La Razón, ha levantado una enorme polémica en Italia, engordada por la propia premonición de la escritora, quien en su último libro («El Apocalipsis») auguraba que podría ser juzgada en «Eurabia» por «escribir la verdad que no se quiere reconocer». Diferentes intelectuales de la izquierda italiana habían pedido anteriormente que la autora de la trilogía sobre los peligros del el Islam fuese procesada por calumnia.
   La escritora, que reside desde hace años en Nueva York, ya dejó escrito en su segundo tomo («La fuerza de la razón») que no tiene ninguna intención de ser juzgada en Europa, por lo que es más que probable que no se presente al proceso. Además, «la Fallaci» está gravemente enferma de cáncer y no parece probable que pueda viajar.
   En su denuncia, la Asociación de Musulmanes italianos acusa a la periodista por expresiones como «los jodidos hijos de Alá», frase aparecida en la primera entrega («La Rabia y el Orgullo»), redactado tras los atentados del 11 de septiembre en Nueva York. «Oriana Fallaci se ha prodigado en propagar el odio contra el Islam y los musulmanes, cambiando hechos históricos reales e inventándose otros, calumniando, ofendiendo y difamando en más de una ocasión a los musulmanes de todo el mundo», aseguró ayer Adel Smith.
   Mientras un sector de la sociedad italiana la acusa y la condena, Oriana Fallaci ha conseguido vender más de un millón de copias (sólo en el país trasalpino) de cada uno de los libros de su «trilogía contra el Islam». Y es que un sector de la población reconoce en ella a una auténtica heroína. Se calcula que en Italia viven cerca de 750.000 musulmanes, una cifra que aumenta exponencialmente gracias a la inmigración incontrolada y por los que se convierten.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...