«No es más que un trozo de tela, no hace ningún mal»

"No, señora, aquí no puede estar", le soltó el juez Javier Gómez Bermúdez a la abogada musulmana Zoubida Barik cuando la vio en la sala de la Audiencia Nacional con el hiyab cubriéndole la cabeza. "¿Por qué?", preguntó ella. "Porque las partes no pueden llevar la cabeza cubierta con un pañuelo", contestó el juez. Barik se negó a quitárselo y fue expulsada de la sala. La abogada presentó un recurso, que fue admitido a trámite, ante el Tribunal Supremo y que aún está pendiente de resolver.

Su caso vuelve a estar de actualidad por la polémica surgida en el instituto madrileño de la joven Najwa, sobre lo que Barik prefiere no opinar. Sí incide en que "el pañuelo no hace ningún mal". "Es un pañuelo, un trozo de tela, nada más", señala. Barik dice que ella lo lleva por "libertad", y que otras musulmanas lo visten "por tradición, porque lo lleva su madre, o por motivos religiosos, por sumisión". "Pero nadie pregunta a las mujeres por qué lo llevan, y la gente mete todo lo relacionado con el hiyab en el mismo saco", se queja la abogada.

Para Barik, la polémica no existiría si el pañuelo se pusiese sobre el cuello. "¿Cuál es el problema, entonces? ¿El pañuelo o la gente que lo lleva puesto?", se pregunta.

La abogada defiende la "libertad individual" para que cada uno se ponga lo que quiera. "No se juzga a las mujeres que llevan faldas largas, cortas, o los pelos de colores. Sólo se juzga a las que llevan el pañuelo islámico", concluye Barik.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...