No cesan las protestas en Brasil en medio de la visita del Papa

Se manifestaban contra el excesivo coste público de la visita del Papa

COMENTARIO: Resulta curioso que ninguno de los grandes medios, ni en papel, ni digitales, recojan las manifestaciones casi diarias contra el coste público que supone la visita papal a Brasil, pese a las grandes carencias de las favelas de Río, controladas desde hace semanas por fuertes contingentes del Ejército y la policía. Pese a la difusión de la Agencia France Press reina un silencio que ya conocemos, cuando la manifestación que convocamos en Madrid hace dos años, con igual fin, fue más seguida por los medios extranjeros que los nacionales. Los grandes medios progresistas están siendo embaucados con los gestos de Bergoglio, cuando la realidad es que Francisco está utilizando los mismos privilegios que sus antecesores, y su discurso o los gestos buscan aumentar una parroquia que se escapa tras los ritos y la cercanía del evangelismo o los espiritualismos, lejos de complejas doctrinas teológicas.

Desde el Observatori del Laicismo hemos mantenido contactos en los últimos meses con compañeros brasileños para compartir la experiencia de las movilizaciones promovidas durante las Jornadas Mundiales de la Juventud Católica en Madrid.


Al menos 50 policías del batallón de choque en Brasil respondieron lanzando gas lacrimógeno a una manifestación que reclamaba al gobernador de Río de Janeiro el exceso de gasto público por la visita del papa.

La protesta fue realizada este jueves al término del discurso del papa en Copacabana (sur de Río de Janeiro) y fue dispersada por la policía con gas lacrimógeno.

Las personas reclamaban además por los gastos del Mundial de fútbol 2014, para ello, trancaron el tránsito en una avenida que conecta a dos de los barrios de Río, Copacabana (sur) y Botafogo (centro), lanzando fuegos artificiales y bengalas.

Quienes lideraron la manifestación se encadenaron los brazos y se taparon los rostros gritando “¡A peregrinar a Copacabana!”, en su recorrido al barrio donde más temprano el papa Francisco reunió a más de un millón de personas en su discurso de bienvenida a la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ), que se celebra en Rio hasta el domingo.

Entre otras cosas, los marchantes denuncian los 53 millones de dólares que costará a los contribuyentes brasileños la visita del pontífice y la JMJ.

Las marchas que comenzaron con la exigencia de revocar el aumento del precio en el boleto de autobús, metro y tren, se mantienen pese a que se suspendió el aumento en la tarifa, a esto se sumaron otros reclamos y denuncias, como la inversión que hizo el Estado para la Copa Confederaciones y la que efectúa para el Mundial 2014.

protestas visita Bergoglio Brasil 2013

Archivos de imagen relacionados

  • protestas visita Bergoglio Brasil 2013
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...