Misiva abierta al arzobispo de Toledo

Distinguido señor:
.
En la prensa de hoy aparecen declaraciones suyas denostando a quienes critican la visita del Papa Benedicto XVI con argumentos que me parecen dignos de comentar.
.
Para empezar, llama usted, directa o indirectamente, "paletos" a quienes sostienen dicha actitud. Le recuerdo, señor arzobispo, que el término "paleto" corresponde al ignorante pueblerino, astutillo a veces, ejemplarizado por las películas de Paco Martínez Soria, y que fue ampliamente cultivado en los jardines de la Iglesia del Nacioalcatolicismo, del que personas como usted sienten aún nostalgia.
.
Yo llamaría "paleto" a quienes sustentan su vida "espiritual" en la superchería. Pero no voy a entrar en esa polémica, sino en la legitimidad política de quienes defienden la visita del Papa en estas condiciones y la de quienes la rechazan.
.
Prefiero exminar algunos de los argumentos esgrimidos por usted:
.
"…hay que decir que los católicos, que pagamos impuestos igual que todos los demás, somos inmensa mayoría en España".
.
Doble error, señor mío. Los católicos no pagan impuestos igual que los demás. Por ponerle un ejemplo, un católico militante puede deducir el 0,7 % del IRPF para destinarlo al sostenimiento de su iglesia. A mí no me cabe la opción de destinar ese 0,7 a la organización que yo quiera.
.
Por otra parte, eso de que son ustedes la inmensa mayoría en España queda también desmentido en el ejemplo anterior. Quienes ponen la crucecita en el "sostenimiento a la Iglesia Católica" no alcanzan ni de lejos el tercio de los contribuyentes. Señal evidente, parece, de que a muchos que se dicen cristianos o católicos les resulta inadmisible pagar su sueldo y el de su clero.
.
Todo esto, sin embargo, es calderilla en términos económicos comparado con el expolio permanente de bienes públicos que ustedes llevan a cabo. Pero sí es altamente significativo en cuanto al sentir de la "inmensa mayoría" a la que usted se acoge.
.
Lo cierto es que, a pesar de una buena parte de la cristiandad de base o del catolicismo de base, su organización es, a todas luces, una organización política, en la medida en que propone y que trata de imponer la manera por la que tenemos que regular nuestra convivencia todos los ciudadanos y ciudadanas de este país, compartamos o no las opiniones de "autoridades" como usted que no se someten a ningún control democrático y que no han sido elegidos en las urnas por nadie.
.
Desde la "transición" (en lo que a ustedes respecta no la ha habido), ustedes se han movilizado políticamente contra el matrimonio civil, contra el divorcio, contra las madres solteras, contra las parejas de hecho, contra las uniones homosexuales, contra el aborto en las condicones reguladas por la ley, contra el derecho a una muerte digna… Y lo han hecho a base de insultos, de descalificaciones, de atentados al honor y a la dignidad de las personas de manera que, si estuviéramos en un Estado de derecho, ya deberían estar mil veces procesados.
.
Y para defender esa bazofia ideológica, cuentan ustedes con un parafuncionariado de curas y de obispos pagados por el erario público, además de otro parafuncionariado de catequistas en todos los niveles educativos, pagados también con el dinero de todos.
.
¿Le resulta a usted tan extreño, señor mío, que la visita de su líder cree el rechazo social que está creando entre quienes, sean ateos, librepensadores, cristianos, católicos, musulmanes…. desean vivir una vida como hombres y como mujeres libres, sin parásitos que mantener?
.
Atentamente.
.
Juan Francisco González Barón.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...