México: muere un bebé por negarle su madre, testigo de Jehová, una transfusión

Por cuestiones religiosas, una madre de familia impidió que su hijo de 10 meses de edad recibiera una transfusión de sangre lo que le costó la vida. El pequeño había resultado lesionado en una volcadura ocurrida el pasado jueves por la tarde en la Avenida Montessori.

A pesar de la oposición de la madre, la muerte de este bebé de 10 meses en la Clínica7 del IMSS dejó en evidencia la falta de coordinación que existe entre instituciones, ya que no se tuvo la ayuda que se requería de la PRONNIF para lograr una transfusión.

El deceso del pequeño Diego Kalev ocurrió a las 11:30 de la mañana, víctima de un grave traumatismo y aunque ya había sido reanimado luego del accidente, ayer lamentablemente falleció.

Aunque el Instituto Mexicano del Seguro Social no precisó las causas de la muerte, se supo de manera extraoficial que se debió a las lesiones internas del pequeño, pero no ha sido confirmado.

Esta situación dejó en evidencia la falta de comunicación entre instituciones, ya que la madre se negó a que se le realizará una transfusión al menor por cuestiones religiosas, ya que pertenecen a la religión de los Testigos de Jehová.

Debido a esto personal del IMSS notificó a la PRONNIF y pidió que intercedieran para que se otorgara una orden y se pudiera realizar la transfusión que requería el menor para sobrevivir, pero no se tuvo respuesta.

La Delegada Regional de la PRONNIF, Cecilia Ramos López indicó que no se inició el procedimiento debido a que el director hospital no presentó el oficio que se requiere y sólo lo hizo a través de una llamada telefónica.

Señaló que como procedimiento ya se informó al personal IMSS que se debe presentar este documento en caso de que requieran el apoyo, ya que son documentos que solicitan los jueces al igual que un certificado médico en donde señale que se requiere la donación para poder autorizarlo.

“El que debía expedir el certificado médico es el titular de la dependencia, en este caso el director del seguro, para nosotros hacer el proceso porque es una demanda, no es algo automático, se tiene que levantar, constituirnos en juzgado, el procedimiento tarda unas horas, en 2 horas no se iba a poder” comentó.

La llamada a la PRONNIF se realizó a las 9 de la mañana y para las 12 del medio día no se había informado a la delegada, y no se había iniciado el proceso a pesar de la urgencia para realizar la transfusión.

Se dijo que la muerte del pequeño no fue por la falta de transfusión, sino por las lesiones, sin embargo se requería este tratamiento, aunque las consecuencias del choque no dieron tiempo para que esto pasara.

Afirman manda Dios abstenerse de sangre

Alegando que “para Dios, la sangre representa la vida” (Levítico 17:14). Los Testigos de Jehová obedecen el mandato bíblico de abstenerse de la sangre por respeto a Dios, quien les dio la vida.

Luego del polémico caso de un bebé que murió presuntamente por complicaciones médicas derivado de la resistencia de la madre a que recibiera una transfusión de sangre, se buscó información con representantes de esta religión que este sábado como habitualmente lo hacen predicaban por las calles de Monclova.

Sin buscar polemizar, los representantes ofrecieron información escrita y un enlace en internet para comprender el porqué de la negativa a recibir transfusiones, que obedecen a un mandato bíblico, aseguran.

En el enlace JW.ORG explican que es un rumor que los testigos de Jehová no busquen atención médica porque no creen en la medicina y aclaran que Los Testigos hacen lo posible por buscar atención médica de calidad.

“Cuando uno de nosotros —o alguien de nuestra familia— se enferma o tiene que ser operado, consultamos a médicos y cirujanos con experiencia en el uso de técnicas sin sangre. Y estamos muy agradecidos por los adelantos que se han hecho en este campo. Es más, las técnicas sin sangre concebidas para pacientes Testigos se usan en muchos países para tratar a otras personas”. Explican que hoy día cualquiera puede optar por tratamientos que no conlleven los riesgos relacionados con las transfusiones, como enfermedades transmitidas por la sangre, reacciones del sistema inmunitario y errores humanos.

Aclaran que Los testigos de Jehová no practican la curación por fe y solo en el caso de las transfusiones de sangre, se oponen y promueven tratamientos sin sangre.

Precisan que carece de fundamento la afirmación de que muchas personas Testigos mueren al año por rechazar el uso de sangre. “Hoy los cirujanos suelen realizar intervenciones complejas —tales como operaciones ortopédicas o de corazón y trasplantes de órganos— sin transfusiones y afirman que los pacientes que no aceptan transfusiones se recuperan igual o mejor que quienes sí las aceptan, aun en el caso de los niños”.

Y afirman en su tratado que de todos modos, nadie puede asegurar que un paciente morirá si no recibe sangre ni que sobrevivirá si la recibe.

En cuanto a la ordenanza bíblica aclaran que no aceptan transfusiones de sangre por razones religiosas, más que médicas y citó el al Antiguo y Nuevo Testamento donde se manda a abstenerse de la sangre (Génesis 9:4; Levítico 17:10; Deuteronomio 12:23; Hechos 15:28, 29), citas que refieren a la prohibición de consumir animales con su sangre.

Y agregan que para Dios, la sangre representa la vida (Levítico 17:14). Así que los Testigos dicen obedecen el mandato bíblico de abstenerse de la sangre por respeto a Dios, quien les dio la vida.

Cabe señalar que aunque se promueven técnicas de cirugías sin uso de trasfusiones de sangre, en hospitales públicos como la Clínica 7 del IMSS, no se dispone de estos avances.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...