Los obispos impiden la foto de Botella y Mayor Oreja recibiendo la Comunión en la Misa de Rouco

En su homilía, el arzobispo de Madrid critica el divorcio, la legislación «legitimadora» con el aborto y, de forma más velada, el matrimonio homosexual

Como ya es tradicional a finales de año, hoy se ha celebrado en la madrileña Plaza de Colón la Misa por las Familias. Se ha llevado a cabo el mismo despliegue que en otras ocasiones. A ella han asistido, como otras veces, los fieles Ana Botella, alcaldesa de Madrid, y Jaime Mayor Oreja, eurodiputado del PP. Cuando han recibido la Comunión por parte del presidente de la Conferencia Episcopal, Antonio María Rouco Varela, se ha impedido a los medios hacer fotos. En su homilía, el también cardenal arzobispo de Madrid ha dejado claro que la familia se compone de “padre, madre e hijo”, lo que se entiende como una crítica velada al matrimonio homosexual. Del mismo modo, ha rechazado la “extrema facilidad” con la que se llega al divorcio y la legislación actual que es “legitimadora” con el aborto.

Poco se ha diferenciado la Misa por las Familias de este año con la de otros. El seglar católico Kiko Argüello, iniciador del Camino Neocatecumenal, ha vuelto ha amenizar a los presentes con su voz y su animación. Cientos de jóvenes han sido voluntarios para ayudar en el orden. La Plaza de Colón se ha inundado de gente mayor, de ancianos, de niños, es decir, de familias, de monjas, de curas y de plegarias. Incluso, se ha rogado, entre otras cosas, por la “unidad” de España.

La alcaldesa madrileña, Ana Botella, y el eurodiputado Jaime Mayor Oreja.

Muy cariñosos
Cuando se han saludado, Ana Botella y Jaime Mayor Oreja, quien ha reducido su agenda pública en los últimos meses debido a una lesión, se han mostrado muy cariñosos. De hecho, el eurodiputado le ha echado el brazo por encima del hombro de la alcaldesa. Precisamente, su marido, José María Aznar, arropó recientemente al político conservador expresando que puede ayudar a España a reencontrar su camino.

La primera, Botella
La primera persona que ha recibido la Comunión por parte de Rouco ha sido la alcaldesa de Madrid. Igualmente, Mayor Oreja ha sido de lo primeros. A la prensa sólo se le ha permitido tomar imágenes del momento en el que bajaba el cardenal arzobispo las escaleras. La organización ha solicitado que se respete la “intimidad” del acto de tomar la Comunión. De la misa del año pasado se divulgaron fotografías de la alcaldesa recibiéndola. Al término del acto religioso, que ha durado desde las 11:00 horas de la mañana hasta casi las 14:00, Rouco ha agradecido la asistencia y el apoyo a Botella y a “los eurodiputados y diputados” que estaban en Colón.

Misa de la Familia en la Plaza de Colón, en Madrid

Motivo para la esperanza
El obispo de Alcalá, monseñor Reig Pla, antes de una conexión con Roma y con el Papa Benedicto XVI, ha asegurado que “en la lucha por la familia está en juego el hombre mismo”. “Ante los momentos difíciles por los que pasa nuestra sociedad española queremos ser motivo para la esperanza. España necesita familias unidas y fuertes, abiertas generosamente al don de la vida. Sin hijos España no tiene futuro. Sin la fidelidad de los esposos continuará la epidemia de las rupturas familiares con el sufrimiento de tantas personas, especialmente de los niños”, ha pronunciado.

“Resistid al frío”
Antes de la homilía de Rouco Varela, en la procesión de obispos para llegar al altar, uno de ellos ha expresado un “resistid al frío”, en alusión al gélido tiempo que ha hecho en Madrid. Algunos de los presentes se han arropado con mantas. En algunos momentos de la intervención de Benedicto XVI, se ha escuchado “viva el Papa”. El Santo Padre ha destacado que el hijo de Dios nació en una familia, que “la familia es la cuna natural del niño”. En ese sentido, ha pedido que “la familia siga siendo un don precioso”. “Esto es la familia del Papa”, ha gritado un grupo de fieles en Colón.

El obispo auxiliar de Madrid y secretario general de la Conferencia Episcopal Española, Juan Antonio Martínez Camino

“El padre, la madre y el hijo”
En su homilía, Rouco Varela se ha referido al matrimonio homosexual (sin citarlo expresamente), a la crisis económica (y social), al divorcio y al aborto. A su juicio, sólo la familia en la “plenitud de la verdad” despeja el horizonte de la esperanza. Una verdad cristiana buscada en la “humilde sinceridad en la palabra de Dios”. Sobre la verdad eterna del matrimonio y la familia, ha recordado que el matrimonio es un consentimiento personal irrevocable y que ignorar la verdad de la familia puede suponer hasta poner en peligro al hombre mismo. De acuerdo con sus palabras, en la familia está “el padre, la madre y el hijo”. Así, ha dejado fuera del concepto de familia el matrimonio homosexual.

Legislación “legitimadora” del aborto
Rouco Varela ha calificado 2012 como un año “crítico y doloroso”. A renglón seguido, ha subrayado que la crisis afecta mucho en lo económico, pero sobre todo en el reconocimiento social y jurídico que se debe a las familias. Ha comentado que esta crisis que se vive tiene pocos precedentes en la historia de España y de Europa. Ha criticado la “extrema facilidad” con la que se llega al divorcio y ha lamentado la “estremecedora tragedia del aborto, practicado masivamente desde los años 70 del pasado siglo en la práctica totalidad de los países europeos, incluida España, al amparo de una legislación, primero despenalizadora del mismo y, luego, legitimadora”. Y ha insistido en que, “sin la verdad del matrimonio, el organismo vivo que es la sociedad se desintegraría, se pondría en peligro incluso el hombre mismo”.

Asistentes a la Misa de la Familia en la Plaza de Colón

Palabra “FAMI”
Durante esta fiesta por las familias, desde el púlpito se ha solicitado a los presentes, venidos de toda España y que han llenado Colón y la calle Génova, que financien el acto mandando la palabra “FAMI” a través de un SMS de tarificación especial. Otra vez se han visto allí, entre tímidas banderas españolas, globos azules del periódico conservador La Razón y blanco de Abc. A las 14:00 horas, mientras se recogía, muchas personas han aprovechado que aún no había coches transitando por Colón para comerse un bocadillo donde minutos antes habían disfrutado de la Misa por las Familias.

Un obispo no puede defender lo contrario
El exsecretario de Estado con el PP de Aznar y presidente del Foro Español de la Familia, Benigno Blanco, no ha dejado tampoco de apoyar con su presencia a la Misa por las Familias. A él le parece muy bien celebraciones como ésta y más en momentos como el actual en el que las familias se ven “afectadas” por la crisis económica. Respecto a las palabras de Rouco Varela en su homilía críticas con el matrimonio homosexual, el aborto y el divorcio; Blanco ha considerado que “lo extraño es que un obispo los defienda”. Además, ha advertido de que “uno de los problemas serios de España es que se ha disparado el número de divorcios”. Ha explicado que en ocho años se ha pasado, en porcentaje, de estar a la cola a estar a la cabeza en parejas que se divorcian. “El divorcio express ha convertido al matrimonio en el contrato menos protegido de la ley”, ha concluido.

El presidente de la Conferencia Episcopal Española y arzobispo de Madrid, Antonio María Rouco Varela.

Archivos de imagen relacionados

  • Misa familia 2012 Botella Mayor Oreja
  • Misa familia 2012 obispos
  • Misa familia 2012 Camino
  • Misa familia 2012
  • Misa familia 2012 Rouco
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...