Los Boy Scouts de Canadá admiten que ocultaron denuncias de abusos sexuales a menores

Una auditoría identifica 486 casos desde 1947 de personal despedido por acusaciones de conducta sospechosa

La dirección de los Boy Scouts de Canadá ha admitido que miembros adultos de la organización cometieron supuestos abusos sexuales contra menores y que en muchos casos los ocultaron, aunque han remitido más de un centenar de denuncias a las autoridades.

El director de los Scouts de Canadá, Steve Kent, ha explicado en una conferencia de prensa los resultados de una auditoría realizada por la firma KPMG. En ella se han identificado 486 casos, entre 1947 y 2011, en los que personal adulto de la organización fue suspendido o despedido por acusaciones de conducta sospechosa contra menores.

El informe también constata que los Scouts solo informaron a la policía de una de cada cuatro acusaciones, pero Kent ha destacado que los mismos resultados de la auditoría demuestran que no hubo "un intento sistemático de ocultar los abusos". El presidente de la entidad ha admitido que han pasado "malas cosas" en muchas organizaciones y que "desgraciadamente los Scouts de Canadá no son una excepción".

La auditoría también ha revelado que, a pesar de que en 1992 la entidad cambió las normas para que fuese obligatorio informar a las autoridades de cualquier acusación de abusos sexuales a menores, no cumplió la normativa. De los 129 casos en los que informaron, 65 nunca llegaron a la policía y de los 64 restantes no existe información suficiente para constatar si las acusaciones fueron transmitidas a las autoridades.

Los Boys Scouts ya fueron multados en EEUU por abusos sexuales cometidos hace más de 20 años. La organización tuvo que pagar una multa de 18,5 millones de dólares (unos 15 millones de euros) e indemnizar con otros 1,4 millones a una de las 17 víctimas

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...