Lío en el PP con la reforma de la ley del aborto

Hernando ha rechazado retroceder más allá de la ley de supuestos de 1985 «porque funcionó razonablemente bien» Considera una «reflexión personal» de Gallardón eliminar el supuesto de malformación del feto

El portavoz adjunto del Grupo Popular, Rafael Hernando, ha negado este lunes que sus declaraciones de este domingo sobre la reforma de la Ley de Aborto entren en contradicción con las tesis del ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, pues asegura que el Gobierno y el grupo parlamentario trabajan "de forma conjunta" y no pretenden en volver a la situación previa a la ley de supuestos de 1985, algo que, además, no sería posible.

En declaraciones a Europa Press, Hernando aseguraba hace 24 horas que no tendría sentido que la reforma de ley del aborto que planea el Gobierno hiciera retroceder la legislación española a los tiempos anteriores a 1985, cuando se aprobó la extinta ley de supuestos que, a su juicio, "funcionó razonablemente bien" y es a la que se debería volver ahora.  

Hernando fue en esa entrevista más allá y calificó de "reflexión personal" las declaraciones del ministro Gallardón en las que se identificaba "con que desaparezca el supuesto de aborto por malformación". Preguntado si compartía estas declaraciones, Hernando respondió que el compromiso electoral del PP es impulsar una reforma de la actual ley de plazos y "volver a las sentencias del Tribunal Constitucional" que avaló "la ley sobre supuestos" de 1985 y que el PP no reformó durante los años de Gobierno de José María Aznar. "Nosotros lo que queremos es volver a un texto que había funcionado razonablemente. No tiene sentido que ahora replanteemos otra vez cosas que, a mi juicio, estaban razonablemente solventadas", aseguró.

Aunque admitió en esa misma entrevista que en el PP hay "distintas opiniones sobre este asunto", Hernando garantizó que intentarán "conciliarlas" y no creía que vaya a haber un conflicto entre el ala más conservadora y la más moderada a cuenta del aborto. Así, abogó por diseñar una norma la que se "intenten equilibrar los derechos del no nacido y por supuesto también los derechos fundamentales de la madre y de la mujer a decidir".

El dirigente del PP ha negado sin embargo este lunes que esas declaraciones supongan una corrección al ministro de Justicia, pues sostiene que el propio Ruiz Gallardón ya ha dejado claro que lo que pretende la reforma de la ley de plazos del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero es volver a la doctrina constitucional sobre la legislación que estaba entonces vigente, que era la de 1985.

"La ley de Bibiana Aído (por la ministra de Igualdad) cambió una materia en la que había un cierto consenso social y nuestro compromiso electoral es volver a la doctrina del Tribunal Constitucional –ha precisado este lunes–. Volver a la legislación previa a 1985 es imposible porque antes de ese año no había siquiera supuestos para la interrupción del embarazo".

A su juicio, es el PSOE quien atribuye al ministro de Justicia la intención de volver a una situación previa a la ley de 1985 que reconocía cuatro supuestos, entre ellos el de malformación del feto, Según Hernando, lo que hace Ruiz Gallardón es poner sobre la mesa el convenio de Naciones Unidas que considera que la discapacidad no debe de ser causa para justificar el aborto, que es algo "muy razonable".

El portavoz adjunto del PP ha añadido que el Grupo Popular y el Gobierno están trabajando "de forma conjunta" para recoger en la reforma "una matización que parece oportuna que se tenga en cuenta" con el fin de "llegar a una definición para lo que ha planteado Naciones Unidas" y con el objetivo de lograr "el mayor respaldo posible y sin generar la polémica de la Ley de Aído"

Archivos de imagen relacionados

  • Gallardon M Justicia PP2012
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...