“Le va a caer una maldición”: un obispo y un sacerdote mexicanos hostigan a la madre (enferma del corazón) de una diputada para que no vote a favor del aborto

Una diputada del Congreso de Zacatecas acusó que un obispo local llamó telefónicamente a su madre, con el fin de influir en su voto contra el aborto.

La legisladora Alma Dávila Luévano, de la bancada de Morena, aseguró que Sigfrido Noriega y un sacerdote de la comunidad de Tacoaleche conocido como “el Padre Juan”, hostigaron y amedrentaron a su madre por teléfono, según la columna Kiosko del diario El Universal. 

Dávila mencionó en tribuna que los religiosos dijeron que caería una maldición a toda su familia, en caso de que ella votara a favor del aborto.

El congreso local considera una reforma al artículo 21 de la constitución de Zacatecas, con el fin de considerar que una persona es “todo ser humano desde su concepción hasta su muerte natural”, agregó el periódico.

Por estas llamadas amenazantes, la madre de la legisladora comenzó a tener problemas del corazón, detalló el rotativo.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...