‘Las Josefinas’ entrega a una fundación privada un suelo público que Jerez le cedió gratis en 1965

Las religiosas abandonan la dirección del centro concertado, ubicado en un terreno municipal de más de 8.000 metros, y este pasa a manos de Fundación Xafer, con sede en Baleares.

Una de las últimas actuaciones de Tomas García Figueras durante su etapa como alcalde de Jerez, en enero de 1965, fue aprobar una subvención de 2.529.000 pesetas de las de la época para la construcción de un «gran centro docente» para impartir enseñanzas «en el más estricto espíritu social-cristiano» regentado por la Orden de las Hijas de San José, conocido popularmente en la ciudad como Las Josefinas. En las actas de pleno de aquel año, a las que ha accedido lavozdelsur.es, se recoge que la condición para ese contundente apoyo económico y privilegiado era el valor de esa «gran obra educacional» y, a falta de inconvenientes legales entonces, el beneficio a las «clases sociales más humildes» lo justificaba todo. Incluso en esas actas se habla de “cupo gratuito” como condición para que estas religiosas fuesen adjudicatarias de un solar de titularidad municipal en el Pago de la Cruz Colorada con 8.432 metros cuadrados.

«La ciudad tenía necesidad de centros educativos y a falta de públicos, los privados confesionales hacían su agosto», señalan fuentes consultadas por este medio. A lo que añaden: «En el llamado ensanche norte de la ciudad (urbanización de lo que era entonces el Pago de la Serrana en el noroeste de Jerez) los solares educativos se adjudicaban de tal forma a falta de iniciativa ministerial, que era quien tenía la exclusiva pública para la construcción de grupos escolares». Sin embargo, 67 años después, la congregración de las Hijas de San José, que dirigía el colegio hasta ahora, ha puesto en manos de la Fundación Xafer, radicada en Baleares y con al menos cinco centros docentes repartidos por toda España, la gestión del centro educativo que, hasta el momento, también mantiene concierto con la Junta de Andalucía.

Como recogía recientemente Diario de Jerez, el acuerdo alcanzado pasa por la cesión de la titularidad del colegio ante la falta de vocación en la orden, lo que en la práctica lleva a la cesión de las instalaciones y la consiguiente salida de las mismas de las pocas religiosas que aún residen en el complejo de la avenida Marianistas. Las mismas fuentes consultadas aseguran que «a lo largo del franquismo y, aún hoy, este empobrecido Ayuntamiento ha regalado cientos de metros cuadrados de solares a entidades religiosas y al Ejército, pero en este caso ya no se cumplen los objetivos iniciales de la cesión gratuita, y pasa a manos privadas: ni hay cupo educativo, ni social…». «El tema es serio y es sólo un botón de muestra de cómo este Ayuntamiento se ha ido despatrimonializando en beneficio de la Iglesia Católica y sus órdenes, que encima no pagan IBI ni impuesto de construcciones».

El ideario de los centros educativos de Fundación Xafer se resume en «ser feliz, vivir feliz y hacer feliz». «Disfrutamos cada momento —añade— de nuestra vida por la oportunidad que tenemos de ser felices y gozamos cada instante encontrando la manera de ser felices, decidiendo ser felices, pensando y viviendo para ser felices. Hacemos y vemos cumplir la suma de nuestros objetivos como una Misión, nuestra MISIÓN, la Misión de esta Fundación Xafer. Queremos hacer partícipes a toda la comunidad educativa de dicho propósito, comprometiéndonos con ellos y con nosotros mismos en llevarla a cabo».

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...