Las bases progresistas de la Iglesia se sublevan contra la Jerarquía reclamando un «pacto por la laicidad»

Derogación del Concordato, eliminación de privilegios y democracia interna, medidas urgentes

Otra iglesia es posible. Parece ser el leit motiv de Redes Cristianas, una plataforma que aúna a 147 grupos, comunidades y movimientos católicos de las bases eclesiales y que se propone refundar la iglesia española. Con tal motivo, el colectivo promueve un Manifiesto por la laicidad dirigido a autoridades religiosas y gubernamentales en el que apuesta “por la independencia, respeto y colaboración” entre el ámbito de la sociedad civil y el del catolicismo. Además de denunciar los atropellos de la emisora episcopal, COPE, y los acuerdos de 1979 con la Santa Sede –fruto de los actuales privilegios del clero-, los cristianos de base reclaman un “pacto por la laicidad” –incluida la escolar-, la eliminación de los símbolos religiosos de los ámbitos públicos y la democracia en el seno de la jerarquía católica. Hoy mismo acaba el plazo para firmar el documento.

“El desarrollo progresivo de la laicidad debe ser considerado como un hecho positivo(…). Laicidad significa la autonomía del Estado respecto de cualquier magisterio religioso o cosmovisión filosófica que pretenda imponerse como la única verdadera”, valora el manifiesto. Partiendo de esta idea, los católicos de base denuncian “los Acuerdos de 1979 del Estado español con la Santa Sede”, origen de los privilegios actuales del clero, reclamando que no se renueven y que “la Iglesia y demás confesiones religiosas se acojan al derecho civil que regula la vida asociativa en el Estado”.

Laicidad plena…
También apuestan “por una laicidad plena que reconozca la autonomía de lo político y lo civil”, dejando de relieve que “la iglesia sólo será libre cuando esté clara y definitivamente desligada del Estado y se ponga decididamente al servicio de los pobres y excluidos”. Para esto, proponen un “pacto” que dé lugar a un “estatuto de laicidad que regule la presencia y las actuaciones de los poderes políticos en las ceremonias religiosas y de las jerarquías religiosas en los actos políticos, suprimiendo los símbolos religiosos del espacio público civil”.

…Y escolar
En la misma línea, abogan por una “laicidad escolar” sin “proselitismos ni adoctrinamientos” que responda a una cultura democrática –contra a “la actual presencia de la religión confesional católica en el sistema educativo”, apostando por “una sociedad secularizada y pluralista, organizada democráticamente desde la aconfesionalidad y sin permitir interferencias confesionales en el espacio político”. “Desde aquí denunciamos el actual sistema de financiación de la Iglesia católica por el Estado español”, remarcan.

Contra el “abuso” de la COPE
Además, exigen el “funcionamiento democrático interno” de la iglesia, con una mayor participación de las bases, denunciando “el clericalismo y la discriminación por razones de género” actuales de la institución. Más llamativo si cabe es el mensaje que lanzan a la emisora episcopal: “denunciamos a la Conferencia Episcopal Española por el intolerable abuso del derecho de la Libertad de Expresión que está haciendo la COPE. Exigimos a la CEE un cambio radical en su línea editorial y al Gobierno mayor firmeza en la garantía del respeto a los derechos de los ciudadanos”, sentencian.

Llamamiento al Gobierno
“Urgimos, finalmente, al actual gobierno del Estado como detentor y representante de la soberanía popular y a las jerarquías de las confesiones religiosas, especialmente a la de la Iglesia católica, a que asuman responsablemente el espíritu de la Constitución, la cual en el Art.16 párrafo 3, al afirmar que “ninguna confesión tendrá carácter estatal”, aboga por el establecimiento de aquel espacio laico y de diálogo al que hacemos referencia” concluye el manifiesto. De momento, el citado documento ha cosechado más de un millar de adhesiones. El plazo para firmarlo concluye hoy.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...