La testigo del burka está casada por la Iglesia, le gustaba el tabaco y el alcohol y llevó minifalda

Fátima Hssisni, la marroquí que se presentó cubierta con un burka en la Audiencia Nacional para prestar declaración ha tenido otra vida en los años noventa

átima Hssisni, la marroquí que se presentó cubierta con un burka en la Audiencia Nacional para prestar declaración ha tenido otra vida al sol en los años noventa muy alejada de los rigorismo islamista del que ahora hace gala. Hija de un pescador de Larache, Fátima lleva 22 de sus 48 años en España.

Hace poco más de tres lustros se casó con Francisco Ródenas, de blanco en la iglesia de San Miguel de Vilches, en Jaén. Años después acudieron a casarse a Marruecos por el rito islámico y entonces cambió todo. Sus compañeros la recuerdan como una chica que lucía minifaldas y le gustaba el tabaco y el alcohol.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...