La religión explicada (Entrevista a Pascal Boyer)

No es cierto que quienes tienen creencias religiosas padecen un defecto cognitivo: una especie de cortocircuito neuronal que, adormeciendo su razón, facilitara la emergencia de ilusiones sobrenaturales. Los ingredientes que configuran eso que de manera sucinta llamamos “religión”, las creencias religiosas “universales”, son sub-productos evolutivos de otras facultades mentales; como lo es la propia conciencia. No podría ser de otra forma … a lo sumo adaptaciones, dentro de ese mismo contexto evolucionista.

La mayoría de los seres humanos alberga algún tipo de creencia religiosa. Ser “ateo” es más difícil de lo que parece. Es como volar. El ateísmo, como la aerodinámica o el sintoísmo, es un producto de la evolución cultural (o técnica). Una diferencia importante es que uno sólo deja de ser ingeniero aeronáutico o piloto cuando le prejubilan o merman sus facultades mentales, mientras que la “religiosidad” es algo contra lo que el ateo se enfrenta constantemente … Ser “dualistas natos”, en afortunada expresión de Paul Bloom, no ayuda. No es que el dualismo y la religión sean la misma cosa, ni mucho menos. El dualismo es un producto de nuestra mente consciente que intenta, instintivamente, explicarse a sí misma. La religión, en no pocas de sus caracterizaciones, es posible gracias a esa pulsión instintiva exclusivamente humana. Pero la religión no es sólo la búsqueda teleológica del sentido de nuestra existencia, ni por lo tanto se la puede defender o criticar sólo desde el flanco que ofrezca su idoneidad para contestar a la pregunta filosófica de mayor hondura … La mayoría de las manifestación culturales que llamamos “religión” no abarcan la trascendencia, al menos no como la interpreta el cristianismo: la religión “ontológica”, por así decir, no es ni ha sido mayoritaria. Pero, ¿cuándo hablamos de religión y no de superstición?

En la entrevista que publicamos en abril de 2009, Lluis Oviedo decía que “los que creemos que las consecuencias negativas [de vivir sin religión] pueden llevar a una sociedad sin religión a un punto crítico. Como en el caso del cambio climático, podría alcanzarse un catastrófico ‘punto de no retorno’”. Suponiendo que el profesor Oviedo esté en lo cierto, ¿ha sido siempre así? O, dicho de otra manera ¿por qué somos religiosos? ¿Qué características tiene la religión que la han convertido, a juicio de Oviedo y muchos otros, en el verdadero fundamento de nuestra vida en sociedad, de nuestra vida? Más: ¿existen o han existido grupos humanos “sin religión”? Todas estas preguntas buscan una explicación evolucionista para un fenómeno que reconocemos universal incluso en la diversidad de sus manifestaciones.

Volviendo al comienzo de esta introducción. Si queremos entender y explicar la religión honestamente, hay que dejar de lado los “hombres de paja”, las refutaciones más o menos ingeniosos, aunque fútiles, de los dogmas, ritos o supersticiones de una “religión” u otra. Estoy pensando, por ejemplo, en Irreligion , del casi siempre brillante John Allen Pauloso en los momentos mejorables de obras por lo demás interesantes como El espejismo de Dios, del archifamoso Richard Dawkins. No soy el único que lo piensa, para Pascal Boyer, nuestro invitado de hoy, la religión no es una consecuencia del analfabetismo o de una carencia cognitiva congénita. Para el profesor Boyer, autor de Religion Explained, “el pensamiento y el comportamiento religioso pueden considerarse una parte del repertorio natural de capacidades humanas como lo son la música, los sistemas políticos o las relaciones familiares”. La religión, mejor, las creencias religiosas, en palabras de este antropólogo cognitivo, “parecen ser una propiedad emergente de nuestras capacidades cognitivas estándar”. Así, la actitud intencional con la que nos enfrentamos al mundo que nos rodea, facilita la emergencia de las creencias sobrenaturales y superestimulantes propias de las religiones; de la misma manera que posibilita la emergencia de “creencias” tácitas menos llamativas pero esenciales para nuestra vida en común. Según Boyer, el enfoque evolucionista en el estudio de las religiones reta dos de los principios fundamentales de la religiones “establecidas”: su exclusividad, es decir, la pretensión de que un credo particular difiere esencialmente de cualquier otro; y la existencia real de seres sobrenaturales que forjarían dicho credo.

El profesor Boyer ha contestado amablemente a nuestras preguntas, por cierto, traducidas magníficamente por José M. Guardia

1.-¿Cuál es el significado profundo de los comportamientos rituales?

Yo no creo que los comportamientos rituales deban tener o no un significado “profundo”. De hecho, como Maurice Bloch ha señalado, muchos de los comportamientos que se dan en contextos rituales parecen diseñadas precisamente para evitar que se transmita un significado concreto: por ejemplo, utilizando un lenguaje formulista, la repetición masiva, expresiones arcaicas, etc Lo que la gente a veces llama “el significado de” un ritual es un conjunto de razonamientos exegéticos que pueden o no pueden habérseles ocurrido a quienes participan en el ritual. Es un hallazgo habitual en la antropología, que uno puede sentirse obligado a ejecutar un ritual particular, tener la intuición de que importa, tener la intuición de que debería llevarse a cabo de manera adecuada, etc, sin abrigar tales pensamientos interpretativos.
” Significado ” es aquí la guinda del pastel. Durante mucho tiempo, los antropólogos solían ver los rituales como una manera de transmitir significado, lo que plantea una difícil cuestión (en la formulación de Maurice Bloch, Roy Rappaport y otros), ¿Por qué las personas se molestan en comunicar estos significados de esa forma particular, ritualizada? Creo que la pregunta está mejor planteada, tal vez resuelta, si nos olvidamos de los significados y nos centramos en los procesos psicológicos que hacen “interesante” el comportamiento ritual, es decir, seductor, convincente y memorable. Eso es lo que Pierre Lienard y yo tratamos de hacer en nuestros artículos sobre el comportamiento ritualizado.

2. ¿Cómo tomamos decisiones? ¿Cómo hacemos inferencias? ¿Qué peso tienen las emociones y los instintos en ellas?

No creo que sea posible contestar a una pregunta tan amplia sin resumir toda la moderna ciencia cognitiva, ¡para lo que no tenemos espacio aquí !

3.- ¿Qué es la creatividad desde un punto de vista evolucionista?

Desde un punto de vista evolucionista, hay “creatividad” en muchas operaciones cognitivas estándar, en esas complejas inferencias que nuestros sistemas cognitivos producen constantemente. Por ejemplo: entender a otras mentes; averiguar lo que otros saben, quieren, desean, etcétera, requiere un enorme esfuerzo (en buena medida inconsciente) de comprobación de hipótesis; el uso de principios teóricos y la actualización sobre la marcha de los propios modelos, etcétera. Que todo esto es complejo sólo se hace evidente cuando esos sistemas están dañados, por ejemplo en autistas o pacientes esquizofrénicos.
Comprender esta tipo de creatividad cotidiana, inconsciente e implícita es bastante difícil, pero creo que estamos sobre el buen camino. El otro tipo de creatividad, la de Schubert y Shakespeare, me parece bastante intratable, no porque haya algo místico en ella, si no simplemente porque no sabemos formular las preguntas con precisión, de manera que no hay esperanza en que podamos contestarlas de momento.

4.- ¿Como cree que la naturaleza y la cultura se relaciona entre sí en el origen de todos los comportamientos e instituciones humanas ?

No creo que haya ninguna oposición entre “naturaleza” y “cultura”. De hecho, si quieres entender el comportamiento humano debes abandonar esta dicotomía (y otras tales como “innato” vs “adquirido”). Es parte de la naturaleza humana evolucionada que adquiramos cantidades masivas de información de (y sobre) congéneres, lo que algunas veces se denomina “cultura”. Muchas especies guardan información en el entorno exterior. Nosotros somos excepcionales por la cantidad y la diversidad de dicha información, pero eso no significa que ahí fuera haya tal cosa como la “cultura” que sea un dominio especial de la realidad.. No necesitamos asumir tal cosa para explicar el comportamiento humano y su diversidad entre grupos.

5.- ¿Qué es la religión? ¿Cómo cree que surgió la primera religión? ¿Cómo cree que evolucionarán las religiones?

libro religion explaned Pascal BoyerNo creo que hay tal cosa como la “religión”. Para dar sentido a todo lo que la gente dice cuando usa ese término, uno debería distinguir entre: [a] el conjunto de nociones sobrenaturales (espíritus, antepasados, fantasmas, dioses, demonios, duendes y otras cosas) que creará la gente en la mayoría de los grupos; [b] algunas tradiciones religiosas (conjuntos más o menos similares de interpretaciones de [a] transmitidas entre generaciones y habitualmente estables dentro de un grupo); [c] Corporaciones, cofradías y marcas religiosas establecidas (lo que habitualmente llamamos “religión” hoy día), con doctrinas sobre [b], así como especialistas, libros, ceremonial, etc.
Ahora, [a] es (lo he discutido largamente) un resultado no demasiado improbable de la arquitectura cognitiva del ser humano; la gente tiende a crear y comunicar tales conceptos. En tal sentido mínimo [a] es un subproducto de la evolución creado por las capacidades cognitivas humanas. [b] es un resultado no demasiado improbable de la existencia de grupos sociales estables, en los que algunas formas de [a] tienden a perdurar y a extenderse más que otras. [c] es lo que sucede una vez que encontramos grandes sociedades y alfabetización. Si lo piensas así, no se puede decir que las “religiones” sean parte de la evolución humana; son un desarrollo reciente como las grandes centros urbanos, la alfabetización y la rueda. Algunos autores hablan como si siempre hubiéramos tenido “religión”, pero eso es probablemente cierto sólo desde hace unos pocos milenios y en unos pocos lugares en la tierra, por lo tanto nada de gran importancia evolutiva.

6. – ¿Cuáles son, en su opinión, los hitos más importantes de la evolución humana?

Los obvios: interpretación de otras mentes – lo que posibilitó el lenguaje o de la que fue uno de sus resultados-, urbanización y sociedades complejas, alfabetización, la revolución científica, la revolución digital …

7. -¿En qué trabaja ahora? ¿Cuál es su mayor reto intelectual? ¿Qué misterio le gustaría desvelar?

Me gustaría muchísimo comprender por qué tenemos recuerdos, cuál es el motivo funcional de que tengamos un sistema de memoria episódica, que parece tan importante para nosotros –a pesar de que la mayor parte del aprendizaje complejo no requiera memorias episódicas.
Más ambiciosamente, me gustaría encontrar una “píldora conceptual” que pudiera cortocircuitar muchas fuentes de violencia –un conjunto de nociones tales que, una vez las tuvieras, te permitirán ver el fanatismo religioso y el odio étnico como las absurdas monstruosidades que son. Pero no las tengo conmigo. La Ilustración fue una gran cosa, pero parece que no a todo el mundo le gusta esa forma de humanismo secular –y la psicología evolucionista puede probablemente explicar por qué.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...