La proyección de «Ágora» causa indignación entre los cristianos egipcios

La proyección en El Cairo, por una sola vez, de la película "Ágora" ha irritado a varios sectores coptos de Egipto, que la consideran difamatoria para el cristianismo y que han pedido que su exhibición sea prohibida en este país.
"La Iglesia copta tiene el derecho de pedir a la censura que prohíba la presentación de Ágora", dijo a Efe Hany al Gaziri, jefe de la organización "Coptos por Egipto", defensora de los derechos de esta comunidad minoritaria en este país de mayoría musulmana.

A pesar de que la película de Alejandro Amenábar fue proyectada sólo una vez durante un ciclo de cine europeo, varios cristianos se enfadaron por el mero hecho de que la censura egipcia permita una cinta que puede dañar su imagen ante los musulmanes.

Idea equivocada del cristianismo"El problema no es para los espectadores cristianos, sino para los musulmanes, que ya tienen una idea equivocadadel cristianismo y que pueden sacar provecho de estas películas", añadió Al Gaziri, cuya organización pide la igualdad de derechos para los coptos. Los cristianos componen un diez por ciento de la población egipcia, de unos ochenta millones de habitantes, y se quejan frecuentemente de su discriminación de la mayoría musulmana.

"¿Por qué Egipto permite la proyección de las películas que insulten al cristianismo y prohíbe las que difamen al islam?", se preguntó el activista copto. Aunque dice que defiende la libertad de expresión, Al Gaziri insiste en que "debe haber un criterio igual para todas las películas, sin tratar de una manera distinta a las que presenten mal al islam".
Rodada en Malta, "Ágora" está ambientada en la ciudad de Alejandría, en el siglo IV después de Cristo, cuando Egipto aún formaba parte del Imperio Romano. Durante esos años, las calles de la ciudad egipcia fueron testigo de violentas revueltas religiosas entre romanos y cristianos, que amenazaron con destruir la legendaria Biblioteca de Alejandría.
La astrónoma Hipatia, a la que da vida la británica Rachel Weisz, lucha por salvar la sabiduría del mundo Antiguo con la ayuda de sus discípulos. Hipatia, acusada de paganismo por fanáticos cristianos, fue asesinada, descuartizada e incinerada por los seguidores del obispo y santo cristiano copto Cirilo de Alejandría, en el año 415 d.C.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...