La primera audiencia con Francisco

La Presidenta partió anoche hacia Roma. El suyo será el primer encuentro privado del pontífice con un jefe de Estado. El martes presenciará la ceremonia de iniciación del papado de Jorge Bergoglio, quien también recibirá a Dilma Rouss

Cristina Fernández de Kirchner será recibida por el papa Francisco mañana al mediodía (hora de Roma), confirmó ayer la Oficina de Prensa del Vaticano. La Presidenta, que salió anoche de Buenos Aires a bordo del Tango 01, será así la primera mandataria que mantendrá una audiencia con el flamante obispo de Roma antes de la ceremonia de iniciación de su pontificado que se llevará a cabo el martes en la basílica de San Pedro, a la que se espera asistirán jefes de Estado y de gobierno de todo el mundo. La noticia fue considerada en la Casa Rosada como “un gesto de buena voluntad” que puede “propiciar un acercamiento” entre el pontífice y CFK, cuya relación cuando Jorge Bergoglio ocupaba la Arquidiócesis de Buenos Aires y encabezaba la Conferencia Episcopal Argentina no era buena.

En otro guiño hacia la región, Francisco recibirá también a la brasileña Dilma Rousseff, con quien dialogará sobre las Jornadas Mundiales de la Juventud que se llevarán a cabo en julio en Río de Janeiro, con la presencia papal. En el Gobierno especulan con que mañana el pontífice le informe a la Presidenta acerca de su voluntad de visitar Buenos Aires en ese mismo viaje a Sudamérica.

La audiencia entre el Papa y la mandataria argentina será a las 12.50 de Italia (nueve menos diez de la mañana aquí) y tendrá lugar en la Casa de Santa Marta, donde Francisco se encuentra alojado de forma interina hasta tanto alisten su nueva residencia apostólica. El encuentro sería con agenda abierta y duraría entre diez minutos y media hora, estimaron fuentes de la comitiva que participan de los preparativos.

La confirmación de la cita con el flamante pontífice obligó a cambiar los planes de Fernández de Kirchner, que adelantó casi un día su viaje y partió anoche del área militar del Aeroparque Metropolitano de Buenos Aires a bordo del avión presidencial con rumbo a Marruecos, donde el Tango 01 está a salvo de acciones judiciales por parte de fondos buitre según la evaluación de la Cancillería. Allí hará trasbordo con un charter que la depositará en Roma hoy por la tarde, entre las cuatro y las cinco, hora local.

Según pudo averiguar Página/12, CFK no tiene otras actividades oficiales en la agenda aparte de la audiencia con el papa Francisco y la misa de iniciación que se llevará a cabo el martes por la mañana y adonde se le reservó un asiento de privilegio en la primera fila. Allí, la mandataria estará acompañada por una comitiva de doce miembros, la más numerosa de todas las que asistirán a la ceremonia. Inmediatamente después, emprenderá su viaje de regreso a Buenos Aires, adonde tiene previsto llegar ese mismo día por la noche, si no hay cambios en el cronograma.

Además de la jefa de Estado, estarán presentes en San Pedro el canciller Héctor Timerman; el presidente de la Corte Suprema, Ricardo Lorenzetti; el titular de la Cámara de Diputados, Julián Domínguez; el diputado radical Ricardo Alfonsín; el presidente de la Conferencia Episcopal Argentina, José María Arancedo; y el de la Comisión Episcopal de Pastoral Social, Carlos Alberto Acaputo.

Completan la comitiva oficial los dirigentes de la CGT Antonio Caló, Omar Viviani y Omar Suárez; el secretario de Comunicación Pública y vocero presidencial, Alfredo Scoccimarro; el titular de la Unión Industrial Argentina, Ignacio de Mendiguren, y el presidente de la Federación Argentina de Municipios e intendente de Florencio Varela, Julio Pereyra.

En el Vaticano estiman que serán más de 150 los países que enviarán sus representantes a la ceremonia de iniciación de Francisco. De América latina confirmaron su presencia, además de Fernández de Kirchner y Rousseff, el chileno Sebastián Piñera, el mexicano Enrique Peña Nieto, la costarricense Laura Chinchilla, el paraguayo Federico Franco (cuyo mandato no es reconocido por la Unasur) y el hondureño Porfirio Lobo.

Por España participarán no sólo el presidente Mariano Rajoy sino también el príncipe Felipe de Borbón, heredero de la corona, y su esposa, la princesa Letizia. La alemana Angela Merkel también será de la partida, mientras que el francés François Hollande enviará en su lugar a su primer ministro, Jean-Marc Ayrault; y al titular de la cartera de Interior, Manuel Valls. La Unión Europea también estará representada por el presidente del Consejo, el belga Herman Van Rompuy, y el de la Comisión Europea, el portugués José Manuel Durao Barroso.

El norteamericano Barack Obama no viajará al Vaticano, aunque sí lo hará su vice, el católico Joe Biden; y Canadá tendrá como emisario al gobernador general David Johnston. El irlandés Michael Higgins también confirmó asistencia mientras que el Reino Unido todavía no informó quién será su representante.

Bergoglio en su etapa de cardenal con la Presidenta de Argentina

Archivos de imagen relacionados

  • Bergoglio cardenal Presidenta
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...