La pederastia en el seno de la Iglesia Católica se hace película

Después de un mes de rodaje secreto p-or miedo a sufrir cualquier tipo de boicoteo- y de más de un año de espera, esta a punto de ver la luz 'Obediencia Perfecta', la primera película inspirada en el fundador de los Legionarios de Cristo, Marcial Maciel, y en el grave problema de la pederastia en el seno de la Iglesia Católica.

El Mundo le ofrece en exclusiva las primeras imágenes del largometraje que, según informó su director, Luis Urquiza, está previsto que se estrene en los cines mexicanos el próximo 2 de mayo.

"Le obligaré a sentir placer hasta de lo que no le gusta (…) Muchas cosas que aquí son normales, incluso virtuosas, allá fuera las ven como una locura pero no hagan caso de lo que digan allá afuera (…) Cuando estén tristes y acongojados aquí estoy".

La voz en off que sale del seminario recreado en "Obediencia Perfecta" podría ser la de Maciel (1920-2008) pero es del padre Ángel (el actor Juan Manuel Bernal), el protagonista de un largometraje que verá la luz en un momento especialmente importante para las víctimas de abusos cometidos por religiosos ya que el Comité de Derechos del Niño de la ONU, en una acción sin precedentes, acaba de acusar al Vaticano de encubrir a los pederastas y de adoptar políticas que han permitido que los abusos sexuales continúen hasta la actualidad. Un día después, los Legionarios de Cristo pidieron por primera vez perdón por los actos de su fundador.

Pero aunque Maciel es el claro inspirador, la película quiere ir más allá del personaje. "Muestra el tema del abuso sexual por parte de los sacerdotes de manera directa y servirá para la reflexión y la discusión de este problema que ha sacudido a la sociedad y que a puesto a la Iglesia en una profunda crisis de credibilidad", se limitó a decir su director, que no quiso hacer más declaraciones hasta que el estreno.

No obstante, fuentes cercanas a la producción adelantan que será "muy fuerte, de gran impacto".

Polémico rodaje

El rodaje de Obediencia Perfecta, realizado en 2012 en el Distrito Federal, el Estado de México y Veracruz, fue tremendamente cuidado debido a lo delicado del tema: se contó con el asesoramiento de psicólogos; los padres del protagonista, Sebastián Aguirre (que da vida a Sacramento, el adolescente del que se enamora el padre Ángel) estuvieron siempre presentes; e incluso se grabó el rodaje para que, si fuera necesario, se viera que no hubo ningún momento violento con los actores menores.

Las víctimas de los abusos de Maciel esperan que la película contribuya a sensibilizar más a la sociedad de un tema que no es cosa del pasado.

"Esto es una consecuencia de lo que nosotros iniciamos al denunciar, la Iglesia nos mintió, ahora debemos seguir apoyando a los que nos creyeron", aseguró después de ver el tráiler José Barba, uno de los ocho ex legionarios que escribieron al Papa Juan Pablo II la primera carta acusatoria contra Maciel.

"La Iglesia tiene que limpiarse, esto no es un tema concluido", apunta su compañero Saúl Barrales. "Si la película sirve para dar un paso hacia ese cambio, hacia la verdad… enhorabuena".

escena de obediencia perfecta

Archivos de imagen relacionados

  • escena de obediencia perfecta
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...