La niña expulsada por llevar hiyab deberá quitárselo

La decisión ha sido refrendada por el Consejo Escolar del Camilo José Cela

Najwa, la menor expulsada de clase del Instituto Camilo José Cela del municipio madrileño de Pozuelo de Alarcón por llevar velo, deberá quitarse el hiyab o buscarse una plaza en otro centro.

El claustro de profesores del instituto se ha mostrado partidario de mantener el reglamento del centro escolar de la misma forma que está ahora. Es decir, sin posibilidad de acudir a las clases con el velo.

La decisión final, en manos del Consejo Escolar del Camilo José Cela,  ha sido en el mismo sentido, informa Susana Hidalgo. El órgano ha estado reunido desde primera hora de la tarde para determinar qué hacer con el artículo de su reglamento interno que recoge la prohibición de acudir a clase con cualquier objeto que cubra la cabeza, como, por ejemplo, las gorras.

En caso de que la menor insista en acudir a clase con la cabeza cubierta, la Consejería de Educación de la Comunidad de Madrid le buscará de forma inmediata plaza en un centro en el que no exista dicha norma.

"Los padres (de la joven) tienen el poder de decidir y la niña tiene una plaza pública ya, de siempre, porque tiene derecho a una plaza pública y se la vamos a dar", ha dicho la concejala de Educación del municipio e integrante del Consejo, María Jesús Castillo. De hecho, ha subrayado que en Pozuelo de Alarcón hay otros institutos cercanos al Camilo José Cela para poder escolarizar a la niña si los padres lo desean, por lo que el eventual traslado "depende" de éstos.

Apoyo de las compañeras de Najwa

Cinco alumnas del instituto han asistido a clase con la cabeza cubierta con el velo islámico en apoyo a su compañera Naywa, a la que la semana pasada se le prohibió la entrada al centro por llevar esta prenda.

Najwa padece una "depresión" y corre el riesgo de ser hospitalizada, dice el padre

En declaraciones a los medios a la entrada de las clases, tanto el padre de una de las menores como las propias niñas reiteraron que la decisión de llevar hiyab la habían tomado "voluntariamente", y por "solidaridad" con su compañera.

Ante las puertas del centro, el padre mostró su preocupado por la salud de su hija por la "presión" que ha sufrido en los últimos días tras verse apartada del aula por portar hiyab y por el hecho de que el Consejo Escolar se reuniera para revisar su reglamento interno a raíz de la polémica suscitada. Najwa padece una "depresión" y corre el riesgo de ser hospitalizada, según ha asegurado su padre.

Los compañeras, han subrayado que es "injusto" que no dejen entrar a su compañera por llevar el velo, aunque han aclarado que "sea la que sea" la decisión de este organismo escolar, "habrá que respetarlo". "Nos lo tendríamos que quitar a la entrada y ponérnoslo a la salida", ha explicado una de ellas como ejemplo.

"No atenta contra los demás"

El caso ha suscitado numerosas y variadas reacciones en diversos ámbitos. El ministro de Educación, Ángel Gabilondo, se ha mostrado partidario de que Najwa pueda asistir a las clases y ha subrayado que debe prevalecer el derecho a la educación de la alumna sobre otras consideraciones.

En una sociedad aconfesional, no es lo mismo una identificación para un colectivo, como el crucifijo en el aula, que una seña de identidad particular y personal como el velo islámico, según Gabilondo, que ha precisado que esta seña "no atenta contra los demás".

"Una persona tiene derecho a llevar velo, amparado por la libertad religiosa"

Su colega de Gabinete, el ministro de Justicia, Francisco Caamaño, ha asegurado que la futura Ley de Libertad Religiosa, en la que trabaja el Gobierno, no entrará a regular en detalle aspectos como el uso del pañuelo islámico en los centros escolares, ya que se trata de una ley orgánica que, por mandato constitucional, sólo regula el contenido esencial de los derechos.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, ha afirmado que la opinión de su Gobierno es que no se debe llevar "la cabeza cubierta dentro de los centros educativos" ni con pañuelos ni con ninguna otra prenda, aunque respeta "la libertad y autonomía" de los colegios e institutos.

En el ámbito educativo, el presidente de la Confederación Católica de Padres de Alumnos (CONCAPA), Luis Carbonell, ha señalado que ante todo hay que respetar las normas del colegio, pero sin imponer una sanción del "calibre" de privar de escolarización a un alumno.

Mientras tanto, el presidente de la Junta Islámica Española, Mansur Escudero, ha asegurado que al "igual que una monja o un sacerdote, si una persona considera que su obligación religiosa es llevar un velo, ésta tiene el derecho personal de usarlo, amparado por la libertad religiosa".

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...