La misa por la Virgen de la Candelaria en Puno (Perú) contó con la presencia del ministro de Cultura y más autoridades civiles, policiales y militares

Con una solemne misa celebrada por el nuncio apostólico en el Perú, monseñor Nicola Girasoli, Puno celebró ayer el día central de la Virgen de la Candelaria.

El acto litúrgico fue celebrado en el atrio de la Basílica Menor Catedral ante numerosos fieles y continuó con la procesión de la sagrada imagen por las principales calles de la ciudad lacustre.

El nuncio, durante su homilía, transmitió un mensaje del papa Francisco, a través del cual invocó la unidad de toda la población del altiplano y a que la feligresía católica renueve su fe.

La misa central se desarrolló durante mañana al aire libre con presencia de todas las autoridades civiles, policiales y militares. Los creyentes acompañaron con sus oraciones la acción litúrgica, donde también estuvo presente el obispo de la Diócesis San Carlos Borromeo de Puno, Jorge Carrión Pavlich.

Para esa actividad también arribó hasta la ciudad de Puno el ministro de Cultura, Alejandro Neyra, participando de la misa y otras actividades programadas en homenaje a la Patrona de Pun0, cuya festividad está reconocida por la Unesco como Patrimonio Cultural e Inmaterial de la Humanidad.

En la tarde se realizó el recorrido procesional por diversas arterias céntricas de la ciudad, partiendo el cortejo desde el frontis de la Catedral, llevando la imagen de la Mamita Candelaria hacia su Santuario, en el templo San Juan Bautista, ubicado en el Parque Manuel Pino.

Esta procesión fue encabezada por el obispo puneño Jorge Carrión, donde también estaban presentes las principales autoridades regionales y locales, además de representantes de los principales conjuntos de danzas.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...