La ley de Educación eliminaría instrucción religiosa en las escuelas

Una de las propuestas que impulsa el Gobierno para su inclusión en la nueva ley Orgánica de Educación (LOE) es el principio de la laicidad, es decir, que la instrucción religiosa sea responsabilidad y competencia de la familia, y por lo tanto, no se imponga al alumno un adoctrinamiento religioso en la escuela.

María de Queipo, presidenta de la Comisión de Educación de la Asamblea Nacional, indicó ayer que la "lucha" por una educación separada de lo religioso se remonta al proceso Constituyente de donde surgió la Constitución vigente. "En esto están de acuerdo los sectores más avanzados de la Iglesia".

Dorelis Echeto, jefa de la Zona Educativa Zulia, complementó sus declaraciones afirmando que la inter e intraculturalidad deben ser tomadas en cuenta en la nueva norma jurídica, lo mismo que el respeto a la cultura indígena y afrodescendiente. "La ley debe ser inclusiva". De hecho, en el conjunto de aportes que los ministros de Educación y de Educación Superior, Héctor Navarro y Luis Acuña, respectivamente, presentaron al Parlamento hace dos semanas, destaca la laicidad en la educación que garantice la libertad de culto y apoye el macroecumenismo como encuentro de la espiritualidad, la fe y la religiosidad popular.

Pero, ¿qué significa todo eso? Para Aleida Romero, asesora de la Confederación Nacional de Sociedades de Padres y Representantes de Escuelas Católicas, la intención no es otra sino eliminar la formación religiosa de todos los planteles públicos y privados para exaltar solamente los valores de la religiosidad popular como santería y ritos, no compartidos por la mayoría de la población cristiana, sobre todo la católica. "De ser así, el Gobierno violaría el artículo 59 de la Constitución, donde se establece que toda persona tiene derecho a profesar su fe y manifestar sus creencias en público o privado, mediante la enseñanza u otras prácticas. ¿Qué otro espacio público y privado hay para la enseñanza sino la escuela?".

Queipo agregó, no obstante, que la educación católica continuará. Lo que "nunca" debe existir es la educación privada, aunque sí los establecimientos educativos privados. "Toda la educación es pública".

En vacaciones

La presidenta de la Comisión de Educación de la AN aseguró que no hay ningún documento o articulado final sobre ley. Precisamente, su visita de ayer a Maracaibo fue para formalizar la instalación de la Ruta Robinsoniana por la Cultura y la Educación, figura del parlamentarismo de calle que pretende estimular el debate en los consejos comunales y comunidades para que surjan aportes al proyecto de ley.

No se atrevió a dar una fecha segura de aprobación del texto legal pero no descartó que sea en la época vacacional. "Para los luchadores sociales las vacaciones no pueden ser obstáculo para aprobar leyes. La lucha es permanente y sostenida. La LOE y la ley de Cultura entraron para el primer período parlamentario. Estamos sistematizando aportes y revisando los proyectos de 2001 y 2005".

Otro aspecto que también mencionó fue la ideologización. Citando a Luis Beltrán Prieto Figueroa, la parlamentaria manifestó que la educación es un "hecho político", y como tal le corresponde al Estado determinar cuáles son las líneas en las que la educación debe desarrollarse. Durante la instalación del acto, los docentes, supervisores, directores, padres y diputados presentes juraron no descansar "hasta ver constituido en Venezuela el modelo cultural y educativo emancipador".

Educación superior La autonomía universitaria es otro concepto que entrará en "redefinición" con la nueva ley Orgánica de Educación. María de Queipo, presidenta de la Comisión de Educación de la Asamblea Nacional, expresó que las universidades no pueden ser entes aislados sino que deben convivir con el resto de los niveles educativos, con pertenencia social y democratización en el ingreso de los bachilleres. "El Estado debe asumir el financiamiento y dictar normas de ingreso. No puede ser que unos ingresen y otros no. La universidad no es un territorio dentro de otro donde nadie responde si matan a nuestros hijos dentro".

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...