La Iglesia polaca, contra Halloween

Sostiene que encierra peligros para las almas

Al igual que en medio mundo, muchos bares y discotecas polacos preparan estos días la noche de Halloween con fiestas de disfraces y decorando los locales con telarañas, esqueletos y cócteles con zumo de tomate. Esta tradición, importada de Estados Unidos, ha calado hondo en la mayoría de los países europeos y debates culturales aparte, no pasa de ser una excusa para pasarlo bien. Sin embargo, para la Iglesia polaca Halloween encierra graves peligros para las almas de quienes se dejen llevar por la parte más siniestra de la celebración.

El arzobispo de Szczecin-Kamien, Andrzej Dzega, ha enviado a las iglesias de su diócesis un sermón en el que ataca la celebración de Halloween y lo califica de "celebración de la cultura de la muerte que, tentando a los niños como una golosina, puede infringirles un gran daño espiritual (…) Es una celebración irresponsable y anti cristiana que expone a los jóvenes a un mundo de oscuridad, demonios y vampiros en nombre de la diversión".

En su homilía, que será leída durante la misa de este domingo en todas las iglesias de su diócesis, el líder religioso previene contra los "rituales ocultos" que pueden acompañar a las cada vez más típicas fiestas de disfraces en las que todo el mundo y especialmente los jóvenes se visten de personajes terroríficos, espectros o esqueletos. El arzobispo Dziega concluye diciendo que Halloween contradice al Cristianismo, a las enseñanzas y a los mandatos de la Iglesia.

En Polonia, un país mayoritariamente católico, la Iglesia mantiene una gran influencia social. Sin embargo, esta institución se ha visto salpicada por varios escándalos recientemente, desde la misteriosa muerte de un sacerdote acusado de pederastia hasta la divulgación de unos peculiares ritos de iniciación en una escuela infantil donde los alumnos eran obligados a lamer las rodillas desnudas y untadas con nata de un sacerdote, pasando por la publicación de una revista dedicada a los exorcismos.

Desde hace días, en los típicos quioscos callejeros comparten escaparate caretas de plástico con rostros desfigurados y calaveras con velas decoradas con motivos religiosos para encender en la Noche de Todos los Santos.

Un actor disfrazado posa durante el "Halloween Horror Party 2012", en Alemania. | Reuters

Archivos de imagen relacionados

  • Halloween
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...