La iglesia de San Andrés de Ayuelas recibe 94.000 euros para frenar su deterioro

La iglesia de San Andrés de Ayuelas se está sometiendo a unas muy importantes obras de mejora y reparación de daños. Unos trabajos, además de necesarios, muy urgentes, ya que los desperfectos en la cubierta del imponente templo eran importantes, e incluso se habían llegado a desprender algunas de las piedra de los arcos.

Por ello desde el Ayuntamiento pedáneo (el pueblo pertenece a Miranda), se ha actuado con decisión, buscando la financiación para poder acometer cuanto antes la reparación. «Era algo ya inaplazable. Este pasado invierno, con todo lo que ha llovido y sobre todo las nevadas, creíamos que no aguantaba», explica Enrique Ortiz, alcalde pedáneo.

Han sumado la aportación de inversiones que les da el Ayuntamiento de Miranda a otro abono extraordinario recibido en 2014 para las pedanías, y ello lo han completado con dinero procedente del Arzobispado de Burgos, la Diputación y los fondos propios de la entidad local menor. «Con este proyecto no entrábamos en el llamado convenio de las goteras, para arreglar templos de la provincia, ya que pertenecemos a un Ayuntamiento de más de 20.000 habitantes como es Miranda, pero trabajando hemos conseguido cerrar la financiación», relata Ortiz. Y no es un montante cualquiera, ya que el coste de la intervención es de 94.000 euros.

Los trabajos arrancaron hace unas semanas y ya es muy visible el progreso, con un plazo de finalización que se ha marcado para finales del mes que viene. Ha habido que desmontar toda la cubierta del templo, para poder hacer una reparación en profundidad de los arcos que sujetan las bóvedas, en las que se ha aplicado un material que permite asegurarlas pero que aporta muy poco peso. Luego se cambiará todo el tejado, asegurando la desaparición de las filtraciones de agua que existían.

A esta obra, se quiere añadir otra menor, y que se acometerá si los fondos finalmente alcanzan para ello. Se trata de la eliminación de «un pegote», explica el alcalde, que se hizo hace varias décadas para colocar un reloj y que significó que se tapara uno de los arcos originales de la iglesia.

La de Ayuelas es una iglesia notable y singular, ya que presenta un aspecto fortificado, en especial en su espadaña, que tiene una torre adosada con almenas y cuenta en su estructura con varios arcos también de aspecto fortificado. El templo se levantó entre los siglos XVI y XVIII y aglutina varios estilos como el gótico y el renacentista. Levantada sobre un montículo es visible desde varios kilómetros de distancia, cuenta con un bello pórtico de entrada.

La intervención se suma a otras ya hechas en años anteriores, como la colocación de iluminación o la instalación de varios paneles informativos. Además, a pocos metros, en el barrio de abajo, se encuentra otra joya arquitectónica, como es la ermita de la Virgen de Gorejo, de estilo románico.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...