La Iglesia de EEUU, en caída libre por la crisis de abusos

Renuncias masivas a la Iglesia, una desconfianza generalizada hacia la jerarquía, poca fe de que haya llegado una verdadera reforma… La crisis de abusos ya ha empezado a pasar factura a la Iglesia estadounidense. Una encuesta elaborada por la revista The Economist y la organización YouGov ha revelado que solo un 36% de los fieles norteamericanos está convencido de que la Iglesia ha empezado a priorizar la prevención de las agresiones a menores por encima de la protección de su reputación.

El sondeo, llevado a cabo entre el 2 y el 4 de septiembre, en plena tormenta por los escándalos del excardenal McCarrick y el informe de Pensilvania, revela que el 30% de la población estadounidense y el 15% de los católicos siguen creyendo que “muchos” curas continúan hoy día abusando de niños. Así, más de un tercio de la ciudadanía piensa que los abusos son más frecuentes en la Iglesia que en la sociedad en general: una aseveración con la que está de acuerdo el 17% de los católicos en activo.

Y si bien la encuesta no ha podido establecer una conexión directa entre la crisis de abusos y el abandono de la fe, está más que claro por dónde va la tendencia. El 11% de los que han dicho adiós a la Iglesia conoce a una víctima de abusos, comparado con el 6% de los católicos que siguen acudiendo a misa.

Y es que la apostasía no hace más que ir en aumento en la Iglesia estadounidense, provocando que la población católica haya descendido en más que un tercio en solo una generación. De entre ese 35% de los ciudadanos que nacieron como católicos pero que ya no se considera como tal, el 13% ya no se identifica con ninguna religión, mientras que otro 11% se ha pasado al protestantismo, citando como razón también la negativa de la Iglesia a admitir a los curas casados. Y no es que el repudio a la Iglesia tenga pinta de que se vaya a mejorar pronto, ya que solo el 30% de la población católica afirma que para él es “muy importante” que sus hijos se eduquen en la fe.

Junto a estos pronósticos sombríos, el sondeo deja claro que los jerarcas tienen un grave problema en el presente: el de que el 62% de la ciudadanía y el 61% de los católicos creen que al menos la mitad del episcopado sabía lo que pasado con los curas pedófilos, pero que no dijo nada.

Así, solo uno de cada cuatro católicos considera que la jerarquía gestiona mejor los abusos que lo hizo en el pasado. Menos de la mitad de los fieles tiene muy poca confianza en que los obispos sabrán cómo mejorar sus respuestas y prevenir los abusos: un dato que ha provocado que más católicos (el 70%) tengan una opinión favorable de las demás Iglesias que de la suya propia (el 64%).

La mayoría de los estadounidenses cree que los obispos sabían de los abusos

La factura de la crisis de abusos en la Iglesia de EEUU: otros titulares

1. Uno de cada tres estadounidenses que nacieron católicos ha renunciado a la Iglesia

2. Solo el 18% de la población adulta total del país ya se define como católico

3. Solo el 30% de la población católica ve “muy importante” que sus hijos permanezcan en la fe

4. Uno de cada tres estadounidenses considera que los abusos aún son comunes en la Iglesia

5. Un 11% de los católicos que han dejado la Iglesia conoce a alguien que fue abusado

6. El 43% de los católicos cree que la mayoría de los obispos tenían conocimiento de abusos, si no lo tenían todos

7. Solo uno de cada cuatro católicos piensa que la Iglesia responde mejor ahora a los abusos que en el pasado

8. Solo un 21% de la población general está convencido que la jerarquía prioriza la prevención de los abusos por encima de la protección de su reputación

9. Siete de cada diez católicos creen que la Iglesia debe hacer más que simplemente disculparse por los abusos

10. Solo un 26% de la población en general y un 21% de la población católica cree que Francisco debe dimitir por su gestión de la crisis de abusos 

La mayoría de los estadounidenses cree que la Iglesia intentó tapar los abusos

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...