La Iglesia Católica ataca la legalización del matrimonio homosexual en el Reino Unido

Asegura que su significado es ‘la complementariedad entre hombre y mujer’ Los arzobispos dicen que la ley ‘avergonzaría al país a los ojos del mundo’

La anunciada legalización del matrimonio entre personas del mismo sexo indigna a la Iglesia Católica del Reino Unido. La jerarquía religiosa ha intensificado su campaña con una carta que se leerá este domingo en 2.500 parroquias y que recuerda la obligación de "hacer todo lo posible para garantizar que el verdadero significado [del sacramento] no se pierde para las futuras generaciones".

En la misiva, los dos principales arzobispos católicos, Vicent Nichols y Peter Smith, argumentan que la aprobación de esa legislación modificará el significado del matrimonio como reconocimiento de "la complementariedad entre hombre y mujer" y su propósito "para la procreación y educación de los niños".

El Gobierno británico, de coalición entre conservadores y liberaldemócratas, ha anunciado su intención de introducir una ley de matrimonio civil entre homosexuales para 2015 -las "uniones", en que las parejas homosexuales adquieren los mismos derechos que los matrimonios, ya son legales-, según la cual las instituciones religiosas no estarían obligadas a formalizarlos.

Pese a esta exención, los religiosos han emprendido una campaña de concienciación social contra esta ley. La semana pasada, el cardenal Keith O'Brien, cabeza de la Iglesia Católica en Escocia, dijo que, de aprobarse ese "grotesco" proyecto, "se avergonzaría al Reino Unido a los ojos del mundo".

Modernización

El primer ministro británico, el conservador David Cameron, es defensor de la introducción de la ley al entender que forma parte de la modernización de su partido, después de que los laboristas impulsaran las "uniones" homosexuales en 2005.

Sin embargo, dentro del Partido Conservador hay mucha oposición al proyecto, y una encuesta publicada este domingo por 'The Sunday Telegraph' indica que más de la mitad de los votantes 'tories' se opone también, frente a un 35% que lo apoya.

Del total de la población, un 45% de los encuestados aprueba el matrimonio gay, frente a un 36% que se opone, según el sondeo realizado por ICM para el periódico conservador.

El Gobierno iniciará la semana próxima un proceso de consulta pública sobre el anunciado proyecto de ley, que querría tramitar ante el Parlamento antes de las próximas elecciones generales, en 2015.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...