La Federación de Ateos tratará de celebrar su Concilio pese al veto del Ayuntamiento

Proponen a los ciudadanos que dirigan sus quejas al Gobierno municipal de Toledo

El anuncio de que el Ayuntamiento de Toledo impedirá la celebración en uno de sus recintos públicos del I Concilio Ateo previsto para el próximo 9 de noviembre ha levantado numerosas reacciones de condena dentro y fuera de la Federación Internacional de Ateos (FIdA). La organización, que aún no descarta celebrar el evento en Toledo y en las fechas previstas, volvió a mostrarse muy crítica con el veto del alcalde de la ciudad, el socialista Emiliano García-Page, e incluso han puesto en marcha una iniciativa para enviar las críticas de los ciudadanos al consistorio.
A menos de un mes de las fechas previstas (9 al 11 de noviembre) para la celebración del I Concilio Ateo que organiza la FIdA, el Ayuntamiento de Toledo anunció su negativa a ceder un local público en la ciudad para que se organizasen estos actos, a menos que cambiara el plantel de conferenciantes y se retirase una exposición del fotógrafo Juan Antonio Montoya en la que se mezclan sexo y religión.

"Veto" del alcalde
Desde entonces, los organizadores del acto no han cesado en su empeño de hacer ver al consistorio local que el programa, que incluye, entre otras, charlas del polémico fotógrafo, del controvertido actor Leo Bassi o del ex embajador en El Vaticano Gonzalo Puente Ojea. Para la FIdA, esta prohibición es un “veto” en toda regla por parte del alcalde, el socialista Emiliano García-Page, católico declarado.

"Incultura, abono de fundamentalismos"
El coordinador de la FIdA, Francisco Miñarro, afirmó a través de la web de la organización que “el ridículo veto de García-Page rezuma simple incultura, lo cual constituye el abono perfecto de todo fundamentalismo”. Además recordó el derecho de los ateos a utilizar los espacios públicos “que son de todos”, por lo que, a su juicio, la negativa del alcalde es “injusta, desproporcionada y arbitraria” e “incluso delictiva”.

"Intencionalidad" del Concilio
En su escrito se hizo eco también de las declaraciones del arzobispo de Toledo, Antonio Cañizares, quien, al ser preguntado sobre el Concilio Ateo, mostró su respeto a toda libertad de conciencia y religiosa. Miñarro mostró su agradecimiento por el “gesto”, pero lamentó que la prensa preguntara al arzobispo por la “intencionalidad” de celebrar el Concilio en Toledo.

Concepción previa
A este respecto, lamentó que “no se acaba de comprender que una concepción previa relativa a la ‘religiosidad del pueblo toledano’ impere sobre la más real y lógica comprensión de la ciudad como un espacio democrático, plural y, en definitiva, laico, de acuerdo con el texto de la Constitución”.

Altenativa Laica
Las críticas de la FIdA han sido apoyadas por organizaciones como Alternativa Laica, que emitió una nota de prensa en la que “exige el levantamiento del veto”. Según la asociación, “la libertad de expresión es un valor constitucional fundamental y su protección debe estar por encima del hecho de compartir o no las diferentes opiniones (…) de quienes las expresen”.

"Censura por las creencias personales"
Para Alternativa Laica es “muy grave” que se imponga desde el Ayuntamiento “una especie de censura previa determinada más por las creencias personales de algunos responsables municipales que por sus obligaciones constitucionales”.

Quejas al Ayuntamiento
Pese a la oposición municipal, la FIdA asegura que seguirá tratando de acceder a algún local público en Toledo para poder llevar a cabo su Concilio Ateo. Además, para hacer más efectivas sus protestas contra la actitud del equipo de Gobierno local, instan a sus simpatizantes a dirigirse al Ayuntamiento para hacerles llegar la queja por el veto al Concilio.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...