La familia real celebra la Pascua en Mallorca sin los duques de Palma

Los reyes, los príncipes de Asturias, sus hijas Leonor y Sofía, y la infanta Elena han asistido hoy a la misa del Domingo de Resurrección en la Catedral de Mallorca, como es tradición durante la estancia de la familia real en la isla por las vacaciones de Pascua. Pero ha habido una ausencia significada, la de la Infanta Cristina, sus cuatro hijos y su esposo Iñaki Urdangarin, imputado en el caso de supuesta corrupción del caso Palma Arena, asunto por el que fue apartado de la agenda de la Casa del Rey.

El Rey ha llegado conduciendo su automóvil, con la Reina de acompañante. El Príncipe ha pilotado el coche en el que viajaban la Princesa Letizia y sus hijas Sofía y Leonor. La Infanta Elena, sola sin sus hijos, que pasan las vacaciones con su padre Jaime de Marichalar.

Unas seiscientas personas, entre turistas y curiosos, se han congregado a las puertas de la Catedral para ver por un instante a la familia real y les han recibido, a su llegada unos minutos después de las 12 del mediodía, con vítores y vivas al rey, la reina, el príncipe y España.

El obispo de Mallorca, Jesús Murgui, ha atendido a la Familia Real a su llegada, en el portal mayor de la Seo. El canónigo y periodista Joan Bauzá ha oficiado la misa Pascual. Por primera vez, también el presidente del Govern balear, José Ramón Bauzá, y la presidenta del Consell de Mallorca, Maria Salom, han esperado a la familia real a las puertas de la Seo mallorquina para darles la bienvenida.

Los reyes, los príncipes y sus hijas y la infanta Elena han posado unos minutos para los fotógrafos y cámaras apostados a las puertas del templo. El rey ha animado a su nieta Sofía a saludar a los informadores gráficos, algo que la niña ha hecho tímidamente.

Archivos de imagen relacionados

  • reyes misa pascua2012b
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...