La falta de policías pone en riesgo la Semana Santa de La Línea

COMENTARIO: Esta noticia evidencia una vez más el apoyo confesional de nuestras Administraciones a unos actos religiosos católicos, como son los desfiles procesionales de semana santa. Primero requieren los servicios de la policía local, con el alto coste de horas extras, para acompañar las procesiones; luego como no hay suficientes, el Ayuntamiento paga un seguro de responsabilidad para que las cofradías no tengan que aportar nada. Y finalmente la alcaldesa no asistirá a estos actos católicos, no por un sentido de aconfesionalidad del Estado, sino por evitar disturbios ante las posibles protestas de que pudiese ser objeto.


Las hermandades y cofradías de La Línea de la Concepción (Cádiz) decidirán, de forma individual, si salen en procesión durante la Semana Santa que comienza este domingo. Así lo ha dispuesto el sábado el Consejo Local de Hermandades y Cofradías tras una reunión en la que aprobó "no procesionar al no estar garantizada la seguridad de los cortejos", por la falta de agentes de la Policía Local. Las numerosas bajas de agentes de este Cuerpo ha motivado la situación, que ha llevado al Gobierno municipal a buscar una salida de urgencia que permita el normal desarrollo de la Semana Santa.

Las dos primeras cofradías que desfilan esta tarde han optado por mantener su salida, pero está por ver la decisión del resto de hermandades. La falta de agentes de la Policía Local para la Semana Santa se debe a las numerosas bajas médicas que se han producido en los últimos días y que, la alcaldesa socialista, Gemma Araujo, atribuyó a "un boicot y una medida de presión" contra ella por el impago de las aproximadamente siete nóminas que el Ayuntamiento adeuda a los trabajadores municipales.

La regidora anunció este sábado una inspección médica de las 52 bajas existentes en la Policía Local. Y es que, en solo 48 horas el número de bajas médicas en este Cuerpo pasó de 32 a 52. Mientras, Araujo anunció que firmará un seguro de responsabilidad civil para eximir a los hermanos mayores de las cofradías ante cualquier incidente que ocurriera durante las procesiones que finalmente salgan a la calle. Araujo comunicó además que no acudirá a ninguna de las procesiones, porque su participación en alguno de los desfiles "podría provocar problemas", dada la tensa situación de La Línea.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...