La Dirección General de Cultos de Argentina participó de la Conferencia Internacional de Diálogo Interreligioso

La Primera Conferencia Internacional «Promover la cultura del respeto mutuo y solidaridad humana entre los seguidores de las religiones» tuvo lugar en Buenos Aires y participaron también representantes de la Dirección General de Cultos del Gobierno de la Ciudad.

Organizada conjuntamente por ISESCO, la organización Islámica para América Latina, el Instituto de Diálogo Interreligioso y el Pontificio Consejo para el Diálogo Interreligioso, contó con la presencia de su Cardenal Jean Louis Tauran, presidente de este último organismo y quien en 2013 anunció al mundo que Jorge Bergoglio era el nuevo Papa.

En este marco, en la segunda sesión de trabajos, participaron: el Director General de Cultos del Gobierno de la Ciudad, Alfredo Abriani junto a Andrea de Vita, directora General del Registro Nacional de Cultos, dependiente de la Secretaría de Cultos de la Nación; Cristina Calvo del Movimiento de los Focolares y el presbítero Fernando Gianetti, presidente de la Comisión de Ecumenismo y diálogo interreligioso de la Arquidiócesis de Buenos Aires.

La mesa fue moderada por Omar Abboud, presidente del Instituto de Diálogo Interreligioso y los funcionarios institucionales, coincidieron en la necesidad de promover y fortalecer el diálogo interreligioso como único camino para alcanzar la paz en el mundo y resolver conflictos globales.

«En nuestras sociedades no podemos conformarnos con la tolerancia, necesitamos promover la fraternidad», afirmó Calvo, del Movimiento de los Focolares.

En el mismo sentido, De Vita manifestó que «hay que fortalecer el concepto de diálogo y a éste como herramienta para la educación integral de la persona».

Por su parte, el Director de Cultos del Gobierno de la Ciudad enfatizó que la libertad religiosa es un derecho humano fundamental y que el objetivo del ente que preside es acercar a la comunidad toda la riqueza y la diversidad religiosa que existe en la ciudad, de tal manera que se promueva el respeto entre las distintas tradiciones de fe.

Indicó que entre los objetivos de su área se destaca el dar visibilidad a las distintas creencias desarrollando diferentes programas, como la Red Interreligiosa de Jóvenes de la Ciudad de Buenos Aires, (RIJBA), cuyo fin es ayudar a fomentar la cultura del encuentro y el diálogo interreligioso.

El moderador Abboud concluyó que frente al individualismo en la era de la globalización, el gran desafío es «recrear el concepto de comunidad como concepto humano amplio», y agregó que gracias a la libertad religiosa de la cual se goza en América Latina, ésta puede dar un mensaje al resto del mundo.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...