La Diputación de Salamanca renueva el convenio con la Iglesia para la conservación de sus templos

El presidente de La Salina, Javier Iglesias, el obispo de Salamanca, Carlos López, el obispo de Ciudad Rodrigo, Raúl Berzosa, y el administrador diocesano de Plasencia, Francisco Rico, han rubricado el acuerdo, por 960.000 euros, para la reparación de aspectos estructurales de las iglesias. Aún no se ha decidido en qué tempos se va a actuar, aunque se estima que serán en torno a una veintena. El presidente de la Diputación ha advertido que “si no se hubiera intervenido en estos edificios, alguno ni si quiera seguiría en pie”, recordando que la colaboración permanece desde 1997

La Diputación ha renovado el convenio de colaboración con las diócesis de Salamanca y provincia para la conservación y reparación de iglesias y ermitas. El acuerdo ha sido rubricado por el presidente de La Salina, Javier Iglesias, el obispo de Salamanca, Carlos López, el obispo de Ciudad Rodrigo, Raúl Berzosa, y el administrador diocesano de Plasencia, Francisco Rico. Un total de 960.000 euros reunidos al 50% por la institución provincial y las circunscripciones eclesiásticas, de los que 600.000 serán para la diócesis salmantina, 240.000 para la mirobrigense y 120.000 para las 30 parroquias de la provincia charra pertenecientes a la diócesis placentina.

Aún no se conoce qué templos serán restaurados, aunque se estima que serán en torno a veinte, a criterio de una comisión mixta encargada de administrar dichos fondos. Durante el pasado ejercicio 2014/15 se realizaron 17 actuaciones con una inversión de 982.000 euros, nueve en la diócesis salmantina, seis en la mirobrigense y dos más en la placentina.

El presidente de la Diputación, Javier Iglesias, ha destacado la importancia de actualizar este convenio para la conservación y restauración de los templos, advirtiendo que “si no se hubiera intervenido en estos edificios, alguno ni si quiera seguiría en pie”, recordando que se han llevado a cabo un total de 230 actuaciones por un montante total de 7 millones de euros, desde el primer convenio firmado en el año 1997.

“Las iglesias son lo más representativo de los municipios. Un símbolo. Unen a la gente en los momentos más importantes de sus vidas, como las bodas o los funerales. Se trata de un patrimonio cultural tangible”, ha valorado. El presidente de La Salina ha aclarado que el presupuesto firmado durante la mañana de este martes será íntegramente dedicado a la reparación de la estructura de los templos y ha valorado que incluso los feligreses de cada parroquia contribuyan a la conservación de otros aspectos más ornamentales.

El obispo de Salamanca, Carlos López, ha recordado que él mimo negoció los pormenores del primero de los convenios y ha asegurado que a la largo de los años ha dado sus frutos. “Uno disfruta llegando a los pueblos y mirando los tejados en perfecto estado de revista”, ha celebrado. Por su parte, el obispo de Ciudad Rodrigo, Raúl Berzosa, ha recordado que su responsabilidad es conservar el patrimonio para que puedan disfrutarlo las generaciones venideras y ha celebrado que una administración pública colabore con la Iglesia por el bien común, en un estado aconfesional. Francisco Rico, obispo en funciones de Plasencia, se ha sumado a los agradecimientos y a la puesta en valor de los templos.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...