La Diputación de Granada cedió gratis el Hospital de San Juan de Dios a la orden religiosa, que se comprometía a rehabilitarlo, pero lleva tres años arruinándose

EQUO Granada documenta el grave deterioro del inmueble, declarado BIC y que perdió su carácter público hace tres años tras ser cedido gratis por la Diputación a la Orden religiosa con el compromiso de su rehabilitación.

El deterioro del Hospital de San Juan de Dios avanza a un ritmo alarmante a punto de cumplirse tres años desde que saliera del patrimonio público para regresar a manos de la Orden que le da nombre. El hospital, que se asentó sobre un edificio renacentista -su bello claustro herido ahora por la falta de conservación data del siglo siglo XVI- fue entregado gratis por la Diputación de Granada en mayo de 2015, con Sebastián Pérez como presidente de la Diputación. El PP completó entonces un proceso que se había iniciado en 2005, con el socialista Antonio Martínez Caler al frente del gobierno provincial, y que se ejecutó por fases.

La controverrtida medida adoptada por la Diputación partía de la imposibilidad de rehabilitar el inmueble ante el elevado coste de las obras. La Orden religiosa defendió desde entonces que contaría con suficientes recursos para acometer la imprescindible remodelación, gracias a las aportaciones de sus fieles y devtos. Sin embargo, hasta el momento tan solo se han acometido timidas reformas de rehabilitación.

Al recuperar el inmueble, que fue el primer hospital levantado por su fundador en el siglo XVI, la Orden se comprometió a reconstruir y rehabilitar las instalaciones sociosanitarias y a darle también valor cultural. Desde ese momento la prioridad para los religiosos ha sido el complejo hospitalario, uniendo el Hospital de San Rafael con la parte histórica, todo ello dentro de un plan de rehabilitación que tiene mucho trabajo pendiente. Y el tiempo no juega a favor del edificio.

La cesión se formalizó en abril de 2015, con el PP al frente de la Diputación. www.sjdgranada.es

Denuncia de EQUO

El lamentable estado de conservación del histórico edificio ha sido denunciado ahora por EQUO Granada. El partido ecolosgita connsidera que hay razones para revertir la cesión gratuita por incumplimiento del acuerdo al no proeder la Orden San Juan de Dios a la rehabilitación del inmueble.
en su denuncia, el partido verde recuerda que «hace algo más de una década, la Diputación Provincial, entonces presidida por Martínez Caler, puso especial empeño en regalarle una de las joyas arquitectónicas de Granada, el Hospital de San Juan de Dios, a la congregación religiosa del mismo nombre».
«Hacía más de 150 años que el edificio pertenecía al patrimonio público y se lo regalaron a precio 0 euros, a pesar de que su valor catastral se acercaba a los 15 millones. El acuerdo de entrega decía que la congregación realizaría obras de restauración (estimadas en unos cinco millones de euros) para recuperar completamente el edificio, en el plazo máximo de dos años. La Consejería de Cultura de la Junta no quiso ejercer el derecho de tanteo y retracto que le da la ley para evitar que un edificio de esa calidad arquitectónica pasara a manos privadas. Solo le hubiera costado 1 euro.
La realidad es que, ahora, esa joya es propiedad privada y la congregación a la que se lo regalaron no ha invertido ni un euro para restaurar el edificio en todos estos años. Se deteriora día a día y comienza a estar en riesgo, por la dejadez interesada de sus titulares y con la total omisión de sus obligaciones por parte de la administración autonómica».
«EQUO entiende que hay motivos para revertir el regalo por incumplimiento del acuerdo de entrega, que se hizo además con dudosas acciones procedimentales. Estamos estudiando el asunto, porque parece que podría haber responsabilidades por la omision de obligaciones, tanto por la Diputación como por la Junta».
«No podemos dejar que el Hospital siga cuesta abajo hacia su ruina. La conservación del patrimonio histórico y arquitectónico, y de los bienes públicos, también es eco-política».

Una joya en el corazón de Granada.

El Hospital de San Juan de Dios es una hermosa joya situada en el corazón de Granada, asentóada en un edificio renacentista, que se reformó y amplió en los siglos XVII y XVIII para su uso actual.

Según la información recogida en la base de datos del Instituto Andaluz de Patrimonio Histórico, la portada, del año 1609, está formada a base de mármoles de Sierra Elvira y Macael. Su arco de medio punto está flanqueado por cuatro columnas dóricas. El resto de la fachada, originariamente de ladrillo visto, está oculta por un revestimiento moderno.

En la entrada, el techo del zaguán es de artesones cuadrados con labores renacentistas.

El claustro renacentista, siglo XVI, dispone en todo su contorno de arquerías semicirculares alzadas sobre columnas dóricas. También existen pinturas al temple y al óleo y decoración barroca en los arcos. El zócalo tiene ornamentación barroca de azulejería, con piezas sevillanas y valencianas.En su piso principal se encuentra el oratorio, de planta rectangular dividida en dos partes por una arquería, con bóvedas de yesería y techumbre de madera.

Entre otras estancias, del claustro primero sólo se conservan los techos de madera y algunas yeserías.

La iglesia es de una sola nave, con planta de cruz latina, con dos capillas abiertas en sus muros, a las que anteceden arcos semicirculares, alta cúpula en el crucero y coro a los pies.La cúpula se eleva sobre ocho arcos. Se distingue el anillo, cuerpo de luces y la cúpula propiamente. El coro a los pies sobre arco escarzano, con bóveda vaída y barandilla de celosía, a cuyos lados hay dos grandes tribunas, cosa que se repite en la nave hasta la Capilla Mayor.

La fachada de la iglesia posee dos cuerpos entre torres coronadas por cahpiteles. En el bajo arco de medio punto entre columnas que flanquean nichos con estatuas de ángeles. Sobre él, en hornacina, la imagen del santo, y a los lados relieves de motivo religioso. La planta es de cruz latina, con capillas laterales en la nave. La sacristía se ubica tras el presbiterio y, sobre ella el camarín conteniendo los restos de San Juan de Dios. Los muros se muestran apilastrado con entablamento corrido. Hay una tribuna a cada lado del presbiterio. Todas las foros que documentan el deterioro del edificio pertenecen a EQUO GRANADA.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...