¿La Blanca Paloma nos sacará de la crisis?

Fátima Báñez acaba de anunciar que las empresas que colaboren con el año jubilar rociero tendrán rebajas fiscales de un 95%. Entrarán antes en ese particular reino de los cielos los que se apunten al carro de la nueva España que construye el neofascismo, que aquellos que sigan compartiendo con Jesucristo que “a Dios lo que es de Dios y al César lo que es del César”

Y ahí la tenemos, la ministra onubense Fátima Báñez, la de Empleo, encomendándose a la Virgen del Rocío para crear eso: empleo. No sabemos si está de romería aún (y ya saben, el rebujito se sube a la cabeza) o si está en serio, que está convencida de que “la Virgen del Rocío nos sacará de la crisis”.

Si es que al final Rouco Varela va a llevar razón y es nuestro empeño por ser laicos el que nos está llevando al desastre. Si no hubiéramos quitado los crucifijos de las escuelas públicas, tal vez serían merecedoras de financiación pública. Pero es que hemos sido demasiado subversivos, no nos hemos comportado como (su) Dios manda. Es lógico que estemos en crisis.

Pero ya estoy más tranquilo por saber que la Blanca Paloma salvará España del desastre al que la están llevando esos a los que un piso se le queda chico y tienen que conducir en Porsche, por poner de ejemplo una modesta marca cualquiera. Es un alivio tanto para los trabajadores vapuleados por las bajadas de sus sueldos, como para los parados y esos otros grandes sufridores, los gerentes irresponsables de las empresas, sinvergüenzas que dejan sin pagar los sueldos a sus empleados o sus finiquitos a los extrabajadores. Pero el problema no es de la gestión empresarial (¡y no hay reforma gubernamental para esos ‘panás’!, como llamamos en Huelva, de donde es oriunda la citada divinidad, ¡y la virgen!, a los que no valen pa ‘na’). El problema es que no creemos en Dios, insiste el jefe de la Santa Inquisición del siglo XXI.

Fátima Báñez acaba de anunciar que las empresas que colaboren con el año jubilar rociero tendrán rebajas fiscales de un 95%. Entrarán antes en ese particular reino de los cielos los que se apunten al carro de la nueva España que construye el neofascismo, que aquellos que sigan compartiendo con Jesucristo que “a Dios lo que es de Dios y al César lo que es del César”.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...