La Audiencia de Madrid reabre otro caso que implica a sor María

Un juzgado había cerrado la causa el año pasado por considerar que los delitos habían prescrito

La Audiencia Provincial de Madrid ha ordenado al Juzgado de Instrucción número 47 de Madrid reabrir la investigación de otro caso de niños robados que implica a la religiosa María Gómez Valbuena, al estimar que los delitos de detención ilegal, suposición de parto y alteración de paternidad no están prescritos.

Sor María está imputada en otra investigación penal que conduce este mismo juzgado por el presunto robo de una niña en la clínica Santa Cristina el 31 de marzo de 1982. Se trata de uno de los primeros casos de niños robados en los que madre, María Luisa Torres, e hija, Pilar Alcalde, se reencontraron casi 30 años después.

En una sentencia, los magistrados estiman el recurso de apelación interpuesto por la Fiscalía de Madrid, al que se adhirió la asociación SOS Bebés Robados, contra el auto que archivó hace un año esta causa penal. Por tanto, revoca el pronunciamiento extintivo de la acción penal respecto de los delitos reseñados.

Los hechos de este caso se remontan a 1978, cuando Felisa O. ingresó embarazada en la Casa de la Madre, perteneciente al INAS, ubicado en el número 20 de la calle Goya de Madrid. Tras un embarazo normal, esta mujer dio a luz de forma espontánea el 26 de mayo de 1978. "Dos horas después del alumbramiento, una monja llamada sor María comunicó al padre que el recién nacido había fallecido y convenció a la familia de que lo mejor era que no vieran el cadáver", según el fallo.

Según la Audiencia, "se produjeron una serie de circunstancias, como deficiencias en la licencia de enterramiento, en la data del embarazo, señalándose que era de ocho meses y medio, cuando había cumplido los nueve, presencia en una habitación inmediata de un matrimonio atento a la evolución de este embarazo, que hacen sospechar la existencia de una sustracción del recién nacido y la entrega a terceros".

El Juzgado de Instrucción número 47 había dictado un auto el 3 de noviembre de 2011 que acordaba el sobreseimiento de las actuaciones por haberse extinguido la acción penal al haber prescrito. Ahora, la Audiencia ordena que ese fallo se revoque, "dejando sin efecto el pronunciamiento extintivo de la acción penal de los delitos detención ilegal, suposición de parto y alteración de paternidad, debiendo continuar la causa, en la fase en la que se encuentra, sin expresa imposición de las costas procesales de la alzada".

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...