La antítesis del laicismo según sus especialistas

Los clérigos, si, que debatan, si, que opinen, si, que levanten la voz, pero que nunca nos vuelvan a gobernar.

La antítesis de algunas voces especializadas en el laicismo es, que el estado laico debe permitir la libertad de opinar a los lideres religiosos, en teoría y en esencia un estado laico debe garantizar esto.

Diversos académicos como Miguel Carbonell, Diego Valades y recientemente Bernardo Barranco, asumen he interpretan que efectivamente deben de poder expresarse libremente sin limitaciones.

La historia nos muestra un panorama diferente, fue imperativo separar dos conceptos que por naturaleza y razón son completamente distintos.

El laicismo en si, no concibe ninguna idea como verdad absoluta, permite debatirla sin que ninguna se imponga y todas converjan libremente, contrario al dogmatismo, que se proclama como irrefutable y verdad absoluta.

Era necesario trazar una linea ideológica y de acción en el ámbito civil para separar estos conceptos ideológicos. Si bien es cierto, son otros tiempos y es necesario que las políticas publicas se vayan adaptando a las necesidades apremiantes de los tiempos, y cada vez mas se vuelvan, mas que tolerantes, incluyentes.

En nuestro caso, el de México, la Iglesia católica no ha cambiado, sigue mostrando su intolerancia a las minorías religiosas, a la diversidad sexual, sigue restringiendo el derecho de la mujer a decidir sobre su cuerpo, sigue luchando precisamente contra el laicismo, sus pretensiones de dominio e injerencia política continúan, apela a la «libertad religiosa», pero no para sus feligreses sino para el clero mismo, sigue en busca del control de las conciencias a través de la educación publica. Si, que debatan, si, que opinen, si, que levanten la voz, pero que nunca nos vuelvan a gobernar.

La historia es nuestro mejor aliado y la mejor opinión sera siempre la de usted, que día a día vive y practica la democracia.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...