Junta anuncia la disposición de la Iglesia a dialogar para garantizar el acceso a los bienes eclesiásticos

Afirma que en los últimos años se han destinado más de 48 millones a conservar y restaurar bienes del patrimonio de la Iglesia

El consejero de Cultura y Deporte, Luciano Alonso, anunciado este miércoles ante el Pleno del Parlamento que la Iglesia ha aceptado la propuesta de la Junta de abrir un "espacio de diálogo" que permita avanzar en garantías de gratuidad, calendario y horario de acceso a los bienes eclesiásticos declarados Bien de Interés Cultural.

En su intervención, el consejero ha agradecido al arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo Pelegrina, que le haya manifestado por carta su disposición a exponer la propuesta de la Junta en la Asamblea de los Obispos del Sur los días 24 y 25 de octubre. Aún así Alonso, que ha valorado esa noticia, espera que la búsqueda de soluciones conjuntas no se dilate mucho más en el tiempo y se sea capaz de encontrar puntos de encuentro.

A este respecto, Luciano Alonso ha solicitado un "acuerdo de reciprocidad entre la Iglesia Católica y los andaluces y andaluzas que garantice los derechos ciudadanos y permita a la Junta evaluar el retorno de la inversión pública en sus bienes culturales". Alonso ha asegurado que su iniciativa "contribuirá aún más al crecimiento cultural de Andalucía y su proyección exterior, lo que constituye un factor de desarrollo económico".

El consejero de Cultura y Deporte ha afirmado que se debe de restablecer "el necesario equilibrio entre la voluntad y el firme compromiso que siempre ha tenido y tiene este Gobierno de investigar, conservar, proteger y divulgar el valioso patrimonio histórico, en este caso el eclesiástico, con el innegable derecho de la ciudadanía a poder disfrutarlo, sobre todo si se ha restaurado con dinero público". Para ello, Luciano Alonso ha ofrecido a la Iglesia su "máxima colaboración en la búsqueda de un nuevo marco de colaboración alejado de toda arbitrariedad".

El principio de "reciprocidad" al que apela el consejero de Cultura y Deporte viene como consecuencia de las dificultades de acceso a los templos de la Iglesia: "En los últimos meses hemos recibido numerosas quejas de vecinos, visitantes o responsables municipales descontentos porque gran parte de los templos que son bien de interés cultural y titularidad de la Iglesia se encuentran con las puertas cerradas, incumpliendo el mínimo legal establecido en la Ley de Patrimonio Histórico de Andalucía".

Ha agregado que "incluso muchos de los restaurados con fondos públicos, con dinero de todos los andaluces y andaluzas, se encuentran cerrados o bien sometidos a pago unilateralmente establecido, de forma que ni los ciudadanos, ni las instituciones ni las organizaciones pueden programar visitas porque no disponen de calendario, ni de horarios de apertura".

Luciano Alonso ha citado como ejemplos de la solidaridad de los andaluces –vía impuestos– con el patrimonio eclesiástico, los de las iglesias de los Descalzos de Écija (Sevilla) –donde la Junta ha invertido más de cinco millones de euros–, la de Santa María de los Reales Alcázares de Úbeda (Jaén) –que ha merecido seis millones de euros y que solo puede visitarse previo pago-, o la del Carmen de Antequera (Málaga), a la que la Consejería de Cultura y Deporte ha destinado tres millones de euros y que carece de acceso público.

El consejero de Cultura y Deporte ha recordado que "pese a que las leyes establecen la responsabilidad que tienen los titulares respecto a la protección y conservación de sus bienes, los gobiernos andaluces han venido desarrollando importantes inversiones que han permitido poner en valor este rico patrimonio", y ha añadido que en los últimos años la Junta de Andalucía ha destinado más de 48 millones de euros de dinero público, a conservar y restaurar los bienes del Patrimonio de la Iglesia Católica en Andalucía.

Asimismo, Luciano Alonso ha recalcado que "todas las medidas de protección y fomento que la ley establece sólo cobran sentido si, al final, conducen a que un número cada vez mayor de ciudadanos pueda contemplar y disfrutar las obras que son la herencia colectiva de un pueblo".

Por su parte, el diputado del PP-A Antonio Garrido Moraga ha manifestado que el patrimonio andaluz en su conjunto, sea de quien sea la titularidad, es un elemento clave para el desarrollo económico de esta tierra. Ha manifestado que no se puede generalizar diciendo que el patrimonio eclesiástico lo ha restaurado en su totalidad la Junta. Ha criticado el "sectarismo" del Gobierno andaluz en este asunto.

El parlamentario del PSOE-A José Juan Díaz Trillo ha valorado la disposición de la Junta a abrir un espacio de diálogo con la Iglesia para garantizar el acceso de todos los ciudadanos a disfrutar de los bienes culturales. Ha pedido que se garantice ese derecho de los ciudadanos y ha confiado en que la Junta y la Iglesia puedan llegar a un acuerdo estable.

El diputado de IULV-CA Juan Serrano ha indicado que si se restaura el patrimonio eclesiástico con dinero público, el disfrute del mismo debe ser gratuito para los ciudadanos. "No queremos que la Iglesia tenga privilegios económicos en un estado aconfesional", ha apuntado.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...