Ioseba Eceolaza y Paula Kasares (NaBai), contrarios a la visita del Ángel de Aralar al Parlamento de Navarra

Las parlamentarios de Nafarroa Bai Ioseba Eceolaza y Paula Kasares se mostraron hoy en contra de la visita programada por el Ángel de Aralar al Parlamento de Navarra para el próximo 14 de abril y recordaron que el Legislativo aprobó hace una semanas una moción, a propuesta de NaBai, para que las instituciones públicas dieran pasos "a favor de la laicidad".

   Eceolaza afirmó, a preguntas de los periodistas al término de una rueda de prensa, que la visita del Ángel de Aralar está "fuera del sentido común, del sentido democrático y laico de una institución como el Parlamento de Navarra".

   Además, el parlamentario aseguró que "la postura oficial y unitaria de NaBai es la moción que se aprobó" en el Legislativo y señaló que "esa votación, ese discurso y esos valores entraron en el Parlamento porque NaBai lo propuso".

   Eceolaza matizó que quienes proponen la laicidad o respaldaron esa moción "no tenemos una actitud hostil hacia la religión católica, lo único que planteamos es la neutralidad y la aconfesionalidad de la institución pública".

   Además, el parlamentario señaló que "este debate ya lo resolvió la Constitución al plantear que las instituciones públicas tienen que ser instituciones aconfesionales, por lo que hace ya 31 años que este debate se tenía que haber solucionado".

   Igualmente, Eceolaza consideró que "hay que avanzar en la laicidad" y argumentó que "si el Estado español es un Estado aconfesional, no tiene ningún sentido que las actuaciones públicas estén presididas por actos religiosos, por hechos religiosos o por símbolos religiosos". "No se puede confundir lo mayoritario con lo universal. Cuando propusimos esa moción, veníamos a reivindicar que la laicidad es la norma de convivencia como lugar de encuentro y espacio común mejor para todos los ciudadanos, y tal vez viene a ser el marco más coherente posible para organizarnos democráticamente.

   Por su parte, Paula Kasares señaló que "se deben preservar los espacios públicos de estas interferencias que tienen que ver con unos valores que no son la racionalidad ni los modos de debatir ni decidir que tienen que estar en un hemiciclo".

   Por ello, rechazó que "haya esta contaminación, esa interferencia, y se incluyan elementos de superstición, que no atienden a este tipo de planteamientos razonables, en el Parlamento", y consideró "absolutamente saludable" que se diferencien los dos ámbitos.

   Kasares apuntó que "el Ángel de Aralar tiene su itinerario, tiene su fervor popular, pero no creemos que sea indispensable, ni necesario, ni conveniente que en ese itinerario estén incluidas las Administraciones públicas".

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...