Integrismo, medios de comunicación y escuela en Francia

El capítulo referente a la propiedad de los medios de comunicación en los EE.UU. puede fácilmente plantear la misma pregunta en Francia.

¿Podemos imaginar que los intereses del Estado de Israel son defendidos en Francia, à capa y espada, por personas de confesión judía que trabajan en las radios, televisiones, periódicos o son sus propietarios en su totalidad o parcialmente o trabajan en los gabinetes ministeriales y tienden a confundir su fe, su creencia, su educación o convicción religiosa con los intereses inconfesables de un sionismo conquistador y dominador sobre los que no son como ellos?

La expansión de escuelas privadas religiosas en Francia, sean musulmanas con fondos de los Países del Golfo Pérsico, católicas procedente del Vaticano vía el Opus Dei o los Jesuitas, o judías pero de origen israelíes al punto de hacer enterrar en Israel, la victima de un cobardee y criminal asesinato en Toulouse cuando había nacido en Francia como toda su familia.

¿Que significa todo eso? Que la escuela pública, gratuita y obligatoria ya no es digna de educar estos niños adoctrinados religiosamente y fanatizados desde su infancia que saldrán de estos colegios despreciando a Francia, la laicidad y la República? ¿Qué la tierra que los vio nacer no es capaz de recibirlos cuando mueren con una necesidad de los unos y de los otros de desear hacerse enterrar en otros lugares?

Esas redes de escuelas privadas son tal vez la prueba de un rechazo de integración a la sociedad civil francesa.

El integrismo está en todas partes.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...