Iglesia de Hidalgo se niega a pagar a trabajadores, dice que “Dios les dará más”

Trabajadores de la construcción acusaron a la diócesis de Huejutla, Hidalgo, por adeudarles la cantidad de 370 mil pesos, luego de que realizaran trabajos de remodelación en la catedral Cristo Rey.

El maestro constructor de Obra Jesús Esteban Hernández, acusó a la diócesis encabezada por el obispo Salvador Rangel de mantener un adeudo de hace varios años por concepto de las remodelaciones de la iglesia, pues cada que se les va a cobrar, aseguran que “no tienen dinero”.

Jesús Esteban manifestó a El Universal que la apatía de las autoridades religiosas del lugar ante la situación del constructor es que este es indígena y habla poco español, lo que dificulta realizar una denuncia de corte legal.

Por este motivo dijo que ha acudido a buscar la ayuda de diversos sacerdotes de la región, quienes únicamente le han respondido que “Dios le dará más”. 

Juan Esteban Hernández también refirió que durante su contratación por un par de arquitectos a quien sólo identifica como “Efraín” y otro de apellido “Cravioto”, le pidieron que realizara los trabajos con material de baja calidad y al negarse a esta solicitud, el total del dinero que le adeudan es de 370 mil pesos. 

Esta situación ha derivado en que el maestro constructor no pueda cubrir sus compromisos con sus trabajadores y teme que dentro de un mes cuando el obispo sea enviado al estado de Guerrero, el adeudo se complique aún más. 

El Universal señala que este escándalo se suma a otros protagonizados por el obispo Salvador Rangel, quien ha sido acusado de ayudar a un sacerdote pederasta, además de pretender hacerse de dos colegios privados, por lo cual hay al menos dos averiguaciones pendientes que podrían quedar en el olvido cuando sea transferido de diócesis.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...