Expertos de IU derriban el «mito» de que la concertada es más barata que la pública

Un informe realizado por varios profesores universitarios y de enseñanza secundaria señala que, a igualdad de condiciones, ambos modelos cuestan prácticamente lo mismo El estudio denuncia que si la concertada es actualmente más barata es porqu

Izquierda Unida ha presentado este jueves en el Congreso de los Diputados un informe titulado El coste de la plaza escolar en la pública y en la concertadacon el que pretenden desmentir "un mito interesado": que la educación concertada sea más barata que la pública.

El estudio, realizado por varios profesores universitarios y de enseñanza secundaria, parte de una premisa muy clara: que "se ha fabricado un mito interesado, basado en estudios que carecen del debido rigor, sobre la creencia infundada de que, en educación, lo privado es más rentable que lo público, cuando –incluso en términos estrictamente económicos– resulta imposible mantener esa tesis". Y ante ello, los autores del informe sostienen que el coste de ambos modelos, si prestasen el mismo servicio, sería prácticamente igual.

En este sentido, las cifras reales de 2011 –sin realizar ningún cálculo sobre ellos– muestran una clara diferencia: mientras en la pública el gasto fue de 4.185 euros por alumno, en la concertada tan sólo se gastaron 2.944 euros por cada uno de los usuarios del servicio. Sin embargo, equiparando el número de alumnos y profesores por grupo, y tomando como referencia un salario constante, el gasto por cada escolar fue de 4.184 euros por cada alumno en la educación concertada: tan sólo un euro más menos que en la pública.

La concertada es más barata porque sus condiciones son peores

¿Cuál es el motivo para una diferencia tan grande? Precisamente las variables que los autores del estudio han equiparado para poder comparar las cifras finales a partir de unas condiciones de igualdad: el número medio de alumnos y profesores por grupo y el salario de los docentes. En este sentido, las diferencias son palpables, ya que según recoge el documento en 2011 los centros públicos tuvieron una media de 21,2 alumnos y 1,98 profesores por cada clase, mientras que en los concertados los grupos tuvieron como media 23 estudiantes y fueron atendidos por 1,68 profesores.

Pero es en los salarios –que, según explica el informe, abarcan más del 60% del gasto en educación– donde se produce la disparidad más sangrante, ya que mientras los docentes de la pública cobraron un salario bruto de 36.784 euros en el año 2011, cada uno de los que enseñaron en centros concertados tuvieron que conformarse con un sueldo de 30.976 euros: 5.800 menos.

"El 'ahorro' por plaza escolar de las enseñanzas concertadas está relacionado, como hemos podido constatar, con un mayor número de escolares por aula y con menos docentes por grupo, como consecuencia de su escasa implicación a la hora de acoger al alumnado que requiere mayor atención educativa (y mayores recursos), y de su total desinterés por ubicarse en áreas poco rentables, como son las zonas rurales o los municipios de menor población, donde el coste medio por alumno es bastante mayor, según viene constatando el Consejo Escolar del Estado en sus informes anuales", denuncia el informe.

En este sentido, el estudio se ofrece datos palmarios: casi el 82% de los alumnos inmigrantes se encuentran matriculados en escuelas públicas, y entre el otro 18% que estudia en centros concertados –que suponen un 22% del total de escuelas primarias y secundarias, frente al 6,5% de media europea– una parte, según se señala, "no responde al perfil de alumnado inmigrante de bajo nivel socioeconómico y con mayores necesidades de apoyo educativo, sino a estudiantes procedentes de otros países desarrollados y/o de clases sociales elevadas que no requieren recursos complementarios". 

Las condiciones se igualan… por abajo

"Si la educación pública requiere aparentemente mayor inversión por puesto escolar es para poder llegar a todos los lugares y atender a todo tipo de alumnado; además de ofrecer todas las modalidades educativas y mejores condiciones laborales a sus trabajadores", concluye el informe.  Y, aunque no forma parte de las cifras de inversión pública, los autores también denuncian en base a datos del INE que "los centros concertados son bastante más caros para las familias", lo que termina incrementando el coste final. "Las familias que llevaron a sus hijos a la escuela pública tuvieron un gasto de 822 euros por alumno, mientras que en el caso de acudir a un centro privado concertado el gasto ascendió a 1.549 euros por escolar", cifran.

Y la situación, alerta el estudio, no tiene visos de igualarse por arriba, sino por abajo. "Si este trabajo se hubiese referido al año 2012 o 2013, muy probablemente la diferencia de partida entre la inversión por alumno/a en la educación pública y en la concertada habría sido bastante menor", denuncia el informe, que señala que en los últimos años "se están acomodando los estándares de la enseñanza pública a los de la privada concertada, a pesar de que ello conlleve una merma en la calidad y equidad de la educación".

Los autores del informe apoyan esta declaración tan tajante en la reducción del número de profesores, la congelación de sus salarios y el aumentando del número de alumnos por clase. "La merma de docentes en los dos últimos años asciende a 60.000, según fuentes sindicales", aseguran. Y ofrecen otro dato esclarecedor: "estudios recientes revelan al respecto que en los últimos años (2007-2012) el gasto medio por estudiante en la enseñanza pública se ha reducido en 648 euros, mientras que el de la privada concertada ha aumentado 105 euros".

Archivos de imagen relacionados

  • escuela publica o concertada
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...