«Es pecado mortal votar al Partido Demócrata», advierten desde una parroquia católica de San Diego

El material violaría la prohibición en EEUU de que organizaciones religiosas hagan declaraciones políticas

«¡Es un pecado mortal votar al Partido Demócrata!». Esa es la advertencia que fue incluida en el boletín parroquial de la iglesia católica de la Inmaculada Concepción en San Diego, estado de California, el pasado 16 de octubre.

El folleto, metido dentro de la hoja de la comunidad aparentemente sin el consentimiento del párroco, fue repartido para crear conciencia de qué debía tenerse en cuenta al momento de acercarse a las urnas el martes día 8. En el texto se incluían temas políticos y otros más sensibles, como el aborto.

«Inmediatamente después de la muerte, las almas de aquellos que murieron en estado de pecado mortal descienden al infierno», continuaba la particular nota. Votar para Hillary Clinton sería, pues, apoyar no sólo el aborto, sino también los matrimonios entre personas del mismo sexo, la eutanasia, la clonación humana y la manipulación genética de embriones.

La advertencia sobre el estado del alma del votante de Clinton fue repetida en otro fascículo insertado en el boletín del 30 de octubre, en el que los activistas también instaban a los fieles a «confesar el pecado»de haber votado a la candidata demócrata.

Para los autores de este material, «el demonio» está detrás de la aspirante a la Casa Blanca. Para eso citan un libro de 1971 escrito por el activista Saul Alinsky en el cual explicaba las «reglas para la radicalización» a las que Clinton, a su vez, aspiraría.

Hillary citó al autor en 2015, cuando habló ante una cumbre mundial de mujeres y afirmó que, en aras de promover un mayor protagonismo femenino en el mundo de hoy, «se han de cambiar códigos culturales profundos, creencias religiosas y perjuicios estructurales».

No se referiría al aborto en esta ocasión, como alega la propaganda de la parroquia californiana, sino a escollos sociales que impiden que las mujeres tengan acceso a la educación, a apoyos en caso de sufrir violencia machista y a servicios de salud reproductiva.

Por su parte, autoridades de la Iglesia católica en San Diego se mostraron consternados por semejantes consejos electorales en un boletín religioso. Juristas especializados en la temática consultados por el periódico local The Union Tribune señalaron que es muy probable que el material viole las regulaciones del Servicio de Impuestos Internos (IRS) en torno a que organizaciones extentas de impuestos hagan declaraciones oficiales en pro o en contra de un candidato político.

Robert McElroy, el obispo de San Diego, emitió un comunicado en el que afirmó:

«Permítanme reiterar que mientras nosotros tenemos un papel moral de explicar cómo las enseñanzas católicas toman en cuenta ciertos aspectos de la vida pública, no debemos apoyar y no apoyaremos a un candidato específico utilizando medios de comunicación de la feligresía o boletines para favorecer a un postulante o partido».

Aún no está claro cómo ese artículo fue incluido en el boletín dominical de la parroquia de la Inmaculada Concepción. El portavoz de la diócesis Kevin Eckery indicó que el sacerdote a cargo, Richard Perozich, «no lo revisó ni lo aprobó». «No es un pecado mortal votar a los demócratas, en primer lugar. Y en segundo término, la Iglesia no toma posiciones en esto», afirmó Eckery.

image013

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...