Elecciones libias se desarrollaron en un país dividido

Las elecciones para elegir a los 200 legisladores del Consejo Nacional General, celebradas este sábado en Libia, se efectuaron en medio de un fuerte clima de división y violencia interna, donde la competencia entre regiones, tribus y grupos ideológicos está a la orden del día, expresó la abogada especialista en temas de Medio Oriente, Isabel Fangie.

En entrevista con la Agencia Venezolana de Noticias, Fangie destacó que la elección de este Consejo, que deberá sustituir al Consejo Nacional de Transición, que ha dirigido el país luego del asesinato del coronel Muamar al Gadafi, en octubre de 2011, ocurre en un momento de fuertes choques y desacuerdos en el país, lo que impedirá el desarrollo de un juego democrático serio.

"Las fuerzas nacionales no se encuentran en sintonía, muchos no están de acuerdo con estas elecciones y no han querido acudir a este proceso electoral. Las tribus tampoco están de acuerdo y en la parte ideológica la Hermandad Musulmana, como corriente extremadamente religiosa y fanática, aspira a llegar al poder, aliados con Estados Unidos", explicó.

Destacó que para que puedan realizarse elecciones realmente democráticas, primero debe restituirse la institucionalidad del país, rota después de la destitución y asesinato de Gadafi, con el llamado a una Constituyente.

"¿Quién está imponiendo las reglas de las elecciones antes de hacer una constituyente?. Los juegos (de la democracia) se han hecho al revés, en vez del Consejo Nacional de Gobierno crear una nueva constituyente, crear una nueva plataforma política que pueda implementar las bases constitucionales para llegar a unas elecciones serias y representativas, se ha hecho al revés", comentó Fangie.

Resaltó que mientras no existan instituciones que regulen el Estado y mientras los actores políticos y sociales se encuentren en desacuerdo y en conflicto, lograr volver a la democracia en Libia va a resultar muy difícil.

La especialista denunció además que un grupo muy importante de los sectores laicos y liberales del país no está de acuerdo con la mayoría de representación que alcanzaría la Hermandad Musulmana, pues esto llevaría a un retroceso aún mayor en la sociedad libia, acostumbrada a un estado laico.

"Los liberales tratan de salvaguardar el régimen laico y no religioso porque cuando llegue la Hermandad Musulmana y fanáticos islamistas, apoyados por Estados Unidos, se implementará un régimen impuesto según las leyes del Corán", describió.

Consideró positivo el hecho de que por primera vez puedan votar las mujeres en Libia pero que no serviría de nada si la hermandad musulmana llega al poder, pues "no tendrían las mujeres representación política, ni serían incluidas en la actividad política y en levantar a Libia del abismo".

Señaló que con estos comicios "bendecidos por Estados Unidos", será imposible lograr una unidad nacional.

"El lema de este país es divide y reinarás y lamentablemente en un país que era unido, donde la mano de Gadafi tenía controlada la mentalidad tribal, hoy todo el mundo canta por su lado y cada quien tiene su terreno dominado. Habrá un proceso muy duro para llegar a un acuerdo nacional", dijo.

"Creo que en este teatro armado hoy en Libia, de falsa democracia, no se deberían haber hecho elecciones sin constituyente y normativa y regulación de las elecciones. ¿Quién va a dominar luego de los comicios? Es nuestra pregunta: si son las hermandades musulmanas y la agenda norteamericana, se les facilitará el acceso a nuestros recursos naturales, y se violentarán los derechos del país", sentenció.

Archivos de imagen relacionados

  • elecciones Libia 2012
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...