El Vaticano gastó 7 millones de euros en 17 días

El Vaticano se gastó siete millones de euros en los 17 días que transcurrieron entre la muerte de Juan Pablo II y la elección de Benedicto XVI. Sin embargo, el Estado católico logró alcanzar su mejor cierre presupuestario en 8 años, con 9,7 millones de euros de beneficios en 2005.

La mayoría de los costes relacionados con el periodo llamado sede vacante entre el 2 y el 19 de abril  de 2005 están relacionados con los gastos de personal para la celebración del funeral y el cónclave, según anunció el nuevo portavoz de la Santa Sede, el jesuita italiano Federico Lombardi, en su primera una rueda de prensa.

Museos, publicaciones y recuerdos

Superávit de 3,5 millones
El Vaticano, que no proporcionó datos de sus ingresos y gastos totales, obtuvo un superávit de 3,1 millones en 2004. Entre 1999 y 2003 permaneció en números rojos.

Las arcas vaticanas cubren los gastos de la administración central, los salarios para el personal religioso y laico, la representación diplomática en todo el mundo, su periódico y su emisora de radio.

Ingresos de la Iglesia
Los ingresos provienen de donaciones de los fieles, así como de las acciones, bonos, activos inmobiliarios y otras inversiones de la Iglesia en el mundo.

El presupuesto anual de la Santa Sede es menor que el de algunas de las diócesis de la Iglesia Católica Romana que, en su conjunto, cuenta con 1.100 millones de seguidores.

Los gastos del fastuoso funeral por el pontífice fallecido y la transición papal fueron parcialmente cubiertos por la venta de entradas a los museos vaticanos aquellos días y por el consumos de publicaciones y recuerdos.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...