El sector ultra mediático «manipula» un documento de la ONU para justificar «la ley del aborto Gallardón»

ABC y La Razón cierran filas en torno al ministro de Justicia, y le dedican sus portadas con sendas «masaje-entrevistas»

“La ONU pidió derogar el supuesto de malformación de feto de la ‘Ley Aído’”, titula La Razón en su portada como información apoyo a la ‘masaje-entrevista’ que le hace al ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, el propio Francisco Marhuenda. Una falsedad que se fundamenta en la malintencionada utilización de las palabras “malformación del feto” y “discapacidad”.

Las ‘agresivas’ preguntas de Marhuenda a Gallardón
Sobre el contenido del ‘masaje-entrevista’ que realiza Marhuenda a Gallardón puede dar idea el tono incisivo de preguntas como “¿Considera que este anteproyecto de ley es progresista? ¿por qué?”, “¿qué tiene que decir a los que dicen que ha cedido a las presiones de la Iglesia Católica? o “¿disminuirá el número de abortos con esta ley?”.

Preguntas de Marhuenda tan dóciles y que dejan el balón botando tan bien de altura y colocación, que permiten al ministro sin tener que engolar la voz más allá de lo preciso que “a todos nos gustaría que fuese así (que disminuyera el número de abortos), pero tengo que decir que ésta es una ley justa, humanista, progresista”, o “sin duda alguna (la ley es progresista), una de las cosas que va a suscitar el debate que se ha abierto con este proyecto es acabar con el mito de la pretendida superioridad moral de la izquierda”.

La ‘superioridad moral’ del ministro
Claro que para demostrar mejor la idea de la ‘superioridad moral’ en la que se ve Ruiz Gallardón lo mejor es el titular que destaca en la entrevista de ABC. Dice, sonriendo en la foto el ministro, que “yo sí tendría un hijo con malformaciones graves; es una convicción personal”.

Pero aún así, aún tan convencidos como están de su ‘superioridad’, en La Razón consideran necesario echar mano del Comité de Derechos de la Personas con Discapacidad de la ONU, para supuestamente fundamentar la inevitabilidad de que la ley española de plazos, similar a la que hay en tantos países europeos, debe ser modificada.

Manipulación de un documento de una Agencia de la ONU
Reproduce el documento Marhuenda, y destaca su punto 18, en el que se lee “El Comité recomienda al Estado parte que suprima la distinción hecha en la Ley nº 2/2010 en cuanto al plazo dentro del cual le ley permite que se interrumpa un embarazo por motivos de discapacidad exclusivamente”. Lo que, como decimos, en La Razón reconvierten, sin pudor, en “La ONU pidió derogar el supuesto de malformación del feto de la ‘ley de Aído’”.

Como se ve, en el documento se habla de discapacidad y en La Razón de ‘malformación del feto’, lo que no es lo mismo, pero además en ningún momento Naciones Unidas pide que se derogue la ley, ni se dice nada contra una ley de plazos.

Ana Mato presumía en la ONU de la actual ley de Salud Sexual
“En los hospitales hay comités específicos que determinan qué malformaciones se pueden acoger al aborto -dice Purificación Causapié, secretaria de Igualdad del PSOE a ELPLURAL.COM-, pero es que además los plazos son inevitables para determinar una malformación, que en muchos casos se presenta pasadas bastantes semanas del embarazo”. La diputada socialista recuerda que desde siempre se han hecho diagnósticos prenatales, y que, entre otras cosas, siempre se han hecho para que pueda valorarse la situación del feto, entre otras cosas para que la madre pueda determinar si quiere seguir adelante o no con el embarazo.

También recuerda Causapié a este periódico que lo que ha hecho la ONU en los llamados ‘Documento de Pekín’ o ‘Documento de El Cairo’, ha sido hablar de la salud de la madre y de su capacidad para decidir sobre su salud sexual y reproductiva. Documentos que firmó el Gobierno de España. “E incluso ya la actual ministra de Sanidad, Ana Mato, firmó hace sólo unos meses en Naciones Unidas una resolución para promover y proteger el derecho de la mujer a decidir libremente sobre las cuestiones relacionadas con la sexualidad y la reproducción”.

En ningún momento la ministra se quejó en la ONU de la actual ley
Es más, la propia Mato este otoño envió al Comité de Eliminación de la Discriminación de la Mujer, un informe sobre el fomento de la Igualdad en España en el que ‘presume’ de la actual Ley de Salud Sexual y Reproductiva e Interrupción Voluntaria del Embarazo como una ley que “actualiza las políticas públicas e incorpora nuevos servicios de atención a la salud sexual y reproductiva de la mujer”.

Un informe muy similar al que envió el año anterior, por cierto el Gobierno Rajoy, en el que se decía que “la ley del aborto en España garantiza la protección y eficacia de los derechos fundamentales de la mujer”. En ninguna de esas intervenciones ante la ONU, la ministra Mato, entre otras cosas ministra de Igualdad, criticó por tanto como se ve la actual ley de Salud Sexual, ni se acordó del Documento del Comité de Derechos de las Personas con Discapacidad que Marhuenda ha utilizado para dar un ‘final feliz’ a su ‘entrevista-masaje’ al ministro Gallardón.

Soraya y Gallardón ministros PP 2013

La vicepresidenta del Gobierno y el ministro de Justicia, durante la rueda de prensa ofrecida tras la reunión del Consejo de Ministros en la que se anunció la reforma de la ley del aborto. EFE/Archivo

Archivos de imagen relacionados

  • Soraya y Gallardón ministros PP 2013
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...