El PSOE promoverá el estudio del hecho religioso en los colegios para evitar fundamentalismos

El PSOE promoverá el estudio del hecho religioso en los colegios en términos de «integración y convivencia» para evitar los riesgos de los fundamentalismos, pero mantiene en su programa eliminar del horario escolar las enseñanzas confesionales.

De esta forma, si los socialistas obtuvieran la victoria en las próximas elecciones del 20 de diciembre, la Religión (católica, musulmana, evangélica o judía) desaparecería de las escuelas, pero en su lugar, los alumnos estudiarían el hecho religioso desde un punto de vista cultural.

«Promoveremos la incorporación de la enseñanza cultural sobre el hecho religioso en términos de integración y convivencia, como parte de nuestro patrimonio cultural y para evitar, por ignorancia, los riesgos de los fundamentalismos», subraya el PSOE en su programa definitivo, al que ha tenido acceso Europa Press.

Los socialistas insisten en defender «una escuela pública laica y gratuita como garantía de los valores públicos y respeto de las creencias privadas» y subrayan que en su modelo de escuela pública «no cabe la integración, ni en el currículo ni en el horario escolar, de enseñanzas confesionales».

Por otra parte, en cuanto a la financiación de las religiones, el PSOE lleva en su programa definitivo la supresión de la casilla de la Iglesia en el IRPF. Así, mientras que en el borrador, los socialistas hablaban de «adaptar» el sistema de asignación tributaria «al principio de laicidad, igualdad y no discriminación», en el programa definitivo apuestan por suprimirlo.

«Optamos por la contribución activa y voluntaria de las personas afines a sus iglesias como medio adecuado para lograr una plena autonomía de las mismas en su sostenimiento. El sistema de asignación tributaria actual no es aceptable debiendo de ser suprimido en aplicación del principio de laicidad», reza el texto.

Asimismo, si el PSOE gana las elecciones, denunciará los Acuerdos firmados por el Estado y la Santa Sede en 1979, eliminará la referencia a la Iglesia Católica en la Constitución Española y retirará los símbolos religiosos de edificios de carácter público cuando estos no se encuentren en espacios destinados al culto o cuando no formen parte de los elementos estructurales, estéticos o artísticos de la edificación o monumento.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...