El PSOE plantea la creación de un observatorio de la laicidad

El programa electoral promete profundizar en la separación Iglesia-Estado

El pulso entre el partido socialista y la cúpula eclesiástica amenaza con ir a más. En el programa electoral, cuya redacción coordina Jesús Caldera, los socialistas se comprometen a "promocionar activamente la separación entre Iglesia y Estado y la neutralidad del Estado respecto a las creencias, religiosas o no, de los ciudadanos".
El documento prevé la creación de un "observatorio de la laicidad, la libertad de conciencia y de creencias". También contempla la reforma del Código Penal en lo relativo a la libertad de conciencia para "equiparar la protección de todas las convicciones, con independencia de su carácter religioso o no".
En su apartado sobre delitos contra la libertad de conciencia –artículos 522 a 526–, el Código Penal vigente solo contienen referencias a los sentimientos religiosos. Los socialistas quieren que se proteja del mismo modo la libertad de conciencia laica e incluso la atea.
El programa del PSOE prevé también cambiar el nombre del Ministerio de Justicia por el de "Ministerio del Derecho". Además, para evitar futuros bloqueos del Consejo General del Poder Judicial, se establecerá un "plazo prudencial" para su renovación de sus miembros. Asimismo, se prevé la comparecencia de los miembros del consejo ante el Congreso de los Diputados.

MÁS RADARES Los socialistas prometen además establecer "tiempos máximos" de respuesta policial, y fijar un mínimo de 140.000 policías y guardias civiles. En seguridad vial se cuadruplicará el número de radares fijos hasta las 2.000 unidades.
En materia económica se prevén nuevas rebajas del impuestos sobre la renta de las personas físicas (IRPF). A los trabajadores autónomos se les promete el derecho de desempleo y la excepción del pago de la cuota a las cámaras de comercio, industria y navegación.
Se prevé un "gran acuerdo" entre el Gobierno y los agentes sociales con el fin de atajar el fraude de la contratación temporal y conseguir los siguientes objetivos: bajar la tasa de temporalidad hasta el 25% y la de paro hasta el 7%.

PERMISO DE PATERNIDAD
El programa amplía el permiso de paternidad de 15 a 30 días y establece derechos de reducción de jornada a varios colectivo para conciliar vida laboral y familiar. En materia de vivienda, se elaborará un nuevo plan para la promoción de 1,5 millones de casas protegidas en un plazo de 10 años.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...