El portavoz municipal de IU en Córdoba anuncia otra ofensiva contra las inmatriculaciones de la Iglesia

El primer teniente de alcalde habla como portavoz de IU para insistir en que durante el primer año de cogobierno «hemos hecho muy poco» al respecto «y ahora toca hacer muchísimo más»

Durante este primer año de gobierno «hemos debatido en el Ayuntamiento de Córdoba cómo revertir a la ciudad lo que entendemos que ha sido un robo que no tiene ninguna justificación a la ciudadanía», las inmaticulaciones de la Iglesia Católica. «En este año hemos avanzado [en ello] muy poco, y lo hago como autocrítica en esa lucha que teníamos que hacer para revertir estas cuestiones; pero vamos a seguir defendiendo que todas las inmatriculaciones que nosotros creamos que son un robo a la ciudadanía las reclamaremos. Hemos hecho muy poco, y ahora nos toca muchísimo más». De esta manera, anunciando una nueva ofensiva contra las inmatriculaciones de la Iglesia Católica concluyó ayer el primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Córdoba, Pedro García, el balance que realizó del primer año de gestión de IU en el gobierno local, un año del que dijo que ha sido para ellos «un año dificilísimo» en el que, «se han hecho muchísimas cosas, pero el PP construye otra realidad, que no es verdad, hasta el punto de que parece que no es verdad, y no es cierto».

García apuntó al respecto que al menos «hemos conseguido un hito» y es que «el Cabildo haya reconocido que hay un edificio en Córdoba que se llama Mezquita-Catedral, y cuando me refiero al Cabildo hablo de la jerarquía eclesiástica, no de la gente que está todos los días luchando por un mundo mejor, que la Iglesia Católica por suerte tiene miles y miles de seres humanos que se dedican a eso», puntualizó el portavoz de IU.

Precisamente, la Mezquita-Catedral ha sido la bandera de esa lucha contra las inmatriculaciones en un año en el que a tenor de lo ocurrido no parece que Pedro García haya hecho tan poco. El debate sobre la titularidad pública del monumento estrella de la ciudad ha estado abierto durante todo el año y continúa abierto. El último paso dado al respecto desde el Ayuntamiento fue la creación de una comisión, a propuesta de Ganemos Córdoba, con el fin de trabajar en la consecución de ese fin. Todo ello después de que el punto 40 del acuerdo de gobierno -de 51 puntos- que rubricaron el PSOE, IU y Ganemos Córdoba dicta la reclamación municipal de la titularidad pública de la Mezquita-Catedral, así como de todos los bienes inmatriculados en la ciudad por la Iglesia Católica. IU siempre se ha manifestado en los mismos términos que Ganemos Córdoba tanto respecto a la Mezquita-Catedral, como a los bienes inmatriculados por la Iglesia Católica en la ciudad. Y la alcaldesa de la ciudad, Isabel Ambrosio, apuntó hace casi tres meses que para ella y «gran parte» de la ciudad es «irrenunciable» la reivindicación de la titularidad pública de la Mezquita-Catedral, que «tampoco es incompatible, sino todo lo contrario», con «el respeto al culto católico que desde hace siglos se celebra en la Mezquita como catedral». E insistió en que explicado que los pasos para reclamar la titularidad pública serían «los que autorice la asesoría jurídica del Ayuntamiento y que se amparen en una estrategia que tenga argumentos suficientes como para iniciar un proceso largo», pero al que «esta ciudad no va a renunciar», subrayó. Así están de momento las cosas.

García también aprovechó ayer para tender la mano del gobierno local a Ganemos Córdoba a cuyo ediles llamó «compañeros de lucha». «Son fundamentales para cambiar la correlación de fuerzas políticas en la ciudad», apuntó, para recordar que el mandato comenzó con el compromiso del equipo de gobierno del PSOE e IU de desarrollar las 51 medidas contempladas en el pacto de investidura, con el apoyo desde la oposición de Ganemos Córdoba, «y estamos muy contentos sobre cómo se ha trabajado por su cumplimiento, pero eso sí, sabiendo que no hemos hecho más que empezar y que llevamos un 20% de esas medidas». El primer teniente de alcalde relató que se han tenido que dedicar este primer año «casi más a la reconstrucción y a la puesta en valor de las bases de lo que queremos construir en el futuro, después de cuatro años del PP que han sido demoledores», en lo referido a la política municipal y en el desarrollo ideológico que han implantado en todas las delegaciones. Para insistir en que IU, desde el gobierno municipal, ha trabajado por un modelo de ciudad que, «en lo social, ha implicado poner el foco en las personas». En este aspecto destacó que al inicio del mandato, los Servicios Sociales municipales «tardaban entre cuatro y seis meses en atender las necesidades urgentes que, para el pago de la luz, el agua, alimentos o evitar un desahucio, planteaban muchas familias cordobesas, que ahora esperan la respuesta municipal aproximadamente un mes». «Y se han incrementado en un 300% las ayudas de emergencia, además de acordarse con los bancos poner sus viviendas vacías a disposición de las personas con problemas habitacionales, a través de la Oficina en Defensa de la Vivienda», apuntó el portavoz de IU , para quien en este primer año de mandato los cuatro ediles de su grupo se sienten «moderadamente satisfechos» con el balance de gestión compartido con el PSOE.
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...