El Pleno de Ávila aprueba la cesión gratuita de una parcela al Obispado

IU-Lv califica la medida de “inmoral”, mientras que el PSOE alega una “dudosa incorporación documental”. El PP opina que es “colaborar” en un proyecto que implica al “92 por ciento” de los abulenses.

El pleno del Ayuntamiento de Ávila aprobó con los votos en solitario de los concejales del PP la desafectación de una parcela de 5.093 metros cuadrados en el Plan Parcial Misericordia I y su posterior cesión gratuita al Obispado de Ávila, para la construcción de un centro religioso. Este punto fue objeto de un amplio debate, al mostrar su oposición los grupos políticos en la oposición. Incluso la portavoz del Grupo Municipal Socialista, Mercedes Martín, advirtió de que, en caso de que sus alegaciones no fueran aceptadas, llevaría el asunto a los tribunales por "causas de tipo administrativo e incluso jurídico". En este sentido, Martín, aseguró que en el expediente "no se acredita una finalidad concreta", así como que al revisar la documentación no encontraron una solicitud por parte del Obispado, pero sí posteriormente, algo que calificó como "dudosa incorporación documental". Al respecto, el alcalde de Ávila, Miguel Ángel García Nieto, subrayó que el informe técnico "deja claro" que "aún" sin la carta del Obispado a García Nieto la presentación del proyecto por parte del Obispado sería "suficiente" para ser considerada una propuesta formal. El primer edil rechazó que se trate de una "inmoralidad", lo que consideró la "colaboración" con un proyecto "en el que participa parte importante de Ávila". Para la portavoz del Grupo Municipal Socialista, Mercedes Martín, esta cesión gratuita es "inoportuna" y "absolutamente inexplicable". Desde su punto de vista, "una cosa es respetar y otra promocionar". El portavoz municipal de Izquierda Unida-Los Verdes, Pedro Tomé, consideró una "indecencia moral regalar a quien tiene quitándole a quien no tiene", antes de destacar que la Iglesia es "uno de los mayores propietarios de la ciudad", aunque sin parcelas en esta zona de nueva expansión del sureste de la capital. En este sentido, y tras mostrar un "absoluto respeto" por todas las religiones, aseguró que en la zona existen dotaciones similares como, a "500 metros" la parroquia de Santo Tomás. Para el portavoz del Grupo Municipal Popular, José Francisco Hernández Herrero, se trata de un "trámite legal" y una "cesión justificada" . "Para nosotros, los informes técnicos van a misa", destacó. Además, tras subrayar que la católica es la "confesión predominante en Ávila", destacó la existencia de un "laicismo feroz imperante" que busca la crítica a la Institución católica. El portavoz de IU-LV respondió asegurando que "el laicismo feroz es proporcional al meapilismo" existente, antes de apuntar que "regalar por regalar es una inmoralidad".

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...