El párroco de Betancuria critica una campaña de reparto de condones en la romería de La Peña

El Cabildo de Fuerteventura ha decidido retirar una campaña de la Consejería de Asuntos Sociales en la que se aconsejaba el uso moderado de alcohol y la utilización del preservativo y el reparto de éstos durante la romería de Nuestra Señora de la Peña, que se celebrará a mediados de este mes. El motivo ha sido el malestar suscitado en la Iglesia al considerar que esta campaña no se debe hacer en un acto destinado al culto religioso. "Nosotros no damos crucifijos ni estampas en fiestas civiles", apunta el párroco de Betancuria y Antigua, Higinio Sánchez.

Finalmente, la primera institución insular ha empezado a retirar el centenar de carteles colocados por toda la Isla en los que bajo el lema Disfruta con responsabilidad de la romería de la Peña recomendaba el uso del preservativo con el fin de evitar enfermedades de transmisión sexual entre los jóvenes y el consumo moderado de alcohol durante la romería a la Virgen de la Peña, en la Vega de Río Palmas, en Betancuria.

En el cartel aparecía un joven bebiendo agua, mientras otro portaba un preservativo en la mano en el que se podía leer "para un sexo más seguro".

Esta campaña, que se complementaría con el reparto de preservativos durante la noche de la romería, ha producido malestar entre el colectivo religioso que consideran que esta campaña no tiene motivo de ser en una fiesta religiosa.

Según el párroco de Antigua y Betancuria, Higinio Sánchez, "la fiesta es un acto puramente religioso y creo que lo que hay que promocionar es el tema religioso". Para el sacerdote, las personas que acuden el viernes de romería lo hacen para postrarse ante la Virgen. "En una fiesta civil, nosotros no vamos repartiendo crucifijos", matizó el sacerdote en alusión al posible reparto de preservativos durante la fiesta.

Desde el Cabildo han querido mantenerse cautos y respetuosos con la postura de la Iglesia por lo que han decidido no seguir adelante con la campaña. Según el consejero de Asuntos Sociales, Víctor Alonso, "esta campaña, que se ha hecho todos los años, había sido una decisión consensuada entre distintos organismos, pero ante el desacuerdo de la Iglesia, hemos optado por retirarla y actuar de manera respetuosa".

El alcalde de Betancuria, Marcelino Cerdeña, reconoció que la romería tiene un componente lúdico y "a este evento acuden multitud de jóvenes por lo que cualquier campaña de sensibilización es insuficiente."

Cerdeña quiso dejar claro que, en ningún momento, han querido hacer daño a la parte religiosa y "creo que la Iglesia no debería estar ofendida por esta iniciativa".

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...