El nuevo currículo en Catalunya incluye más matemáticas y la opción de «cultura religiosa» en la ESO

Los estudiantes catalanes de primaria y secundaria tendrán, a partir del próximo curso, un nuevo currículum educativo. Así lo ha anunciado este martes, tras el Consejo de Gobierno, la consejera de Enseñanza Irene Rigau. Se espera que los decretos que lo harán posible se firmen antes de que acabe el actual curso y, entre las novedades, destaca que se aumentan las horas de matemáticas en todos los cursos de primaria y en tercero de ESO. El modelo se ajusta a lo que marca la controvertida Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE), también conocida como Ley Wert.

El nuevo currículum, ha explicado Rigau, es fruto de un extenso trabajo que busca implantar un modelo competencial, de acuerdo a lo establecido en la estrategia comunitaria Europa 2020 y desarrollar parte del plan contra el fracaso escolar catalán 2012-2018. La consejera, sin embargo, ha aceptado que también permite la armonización con lo que establece la LOMCE. “Cumplimos a nivel pedagógico sin dejar de hacerlo con lo administrativo”, ha explicado la consejera.

Entre las novedades está que la Generalitat retira tiempo de libre disposición de los centros (en los que cada colegio o instituto desplegaba las áreas adicionales que establecía su proyecto educativo) para reforzar el área de matemáticas y lengua extranjera. En primaria, los niños tendrán una hora más a la semana, llegando a cuatro. En total, 840 horas. Lo mismo que hoy en día reciben los menores de primero, tercero y quinto.

Algo similar ocurrirá en tercero de ESO, donde dicha materia se incrementa en 35 horas. Algo similar sucede con la primera lengua extranjera, que también se ampliará en 35 horas, llegando a las 455 en total. El objetivo es que en el curso de 2019 de la obligatoria “el máximo de alumnos” consigan el nivel B1 en la primera lengua extranjera. Rigau ha explicado que más del 50% de las escuelas en Cataluña ya realizan una actividad en inglés en diferentes asignaturas a parte de la de lengua propiamente dicha.

La Generalitat también ha apostado por mantener la enseñanza artística tanto en ESO como en primaria. También se crea la educación en valores sociales y cívicas para primaria y la de cultura y valores éticos para secundaria, donde se incluye cultura religiosa o religión en función de la elección de las familias. Se trata de áreas evaluables.

El modelo se ha comenzado hoy a presentar en los diferentes servicios territoriales, un proceso que se extenderá a todo el territorio. La idea de Enseñanza es que los decretos se aprueben antes de que acabe este curso escolar. Una vez finalice este proceso se comenzará con el currículum de bachillerato.

La consejera Irene Rigau. / MASSIMILIANO MINOCRI

La consejera Irene Rigau. / MASSIMILIANO MINOCRI

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...