El juez imputa al número dos de Gürtel y la cupula de Teconsa por la visita del Papa

Acusa a Crespo y a los empresarios Jacobo Gordon y Blanco Balín de delitos contra la Hacienda y falsedad

El juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz ha imputado a un total de once personas, entre ellas al «número dos» de la trama Gürtel, Pablo Crespo; al que fue socio de Alejandro Agag, Jacobo Gordon; y al asesor fiscal y ex presidente de Repsol YPF, Ramón Blanco Balín, además de la cúpula de la empresa Teconsa, por la adjudicación de contratos de la Radiotelevisión Valenciana (RTVV) durante la visita del papa a Valencia en julio de 2006.

El juez ha admitido una denuncia de la Fiscalía —presentada a raíz de un informe de la Agencia Tributaria— contra estas once personas, a las que imputa uno o más delitos contra la Hacienda Pública y un delito continuado de falsedad en documento mercantil. RTVV, durante la etapa de Pedro García como director general, adjudicó por 7,4 millones a la constructora leonesa Teconsa la instalación de pantallas y altavoces en las calles por donde iba a pasar el Papa. Según un informe de la Policía, Teconsa fue la tapadera que utilizó la trama para embolsarse unos 3 millones por esta operación, en la que García recibió supuestamente 500.000 euros.

Además de Crespo, que salió en libertad bajo fianza el pasado día 1, han sido imputados José Luis Martínez Núñez y José Luis Martínez Parra, presidente y vicepresidente de Teconsa, respectivamente, así como Jesús Alonso Galindo y Rafael Martínez Molinero, vocales del consejo de administración de esta empresa.

El juez también ha imputado a Alejandra Andrea Beresovski y Noemí Márquez Castellano, administradoras solidarias de Wild Electronic Design, y a Antonio Soler Dorado y Óscar Fragio Díaz, apoderado y gestor «real» de esa misma sociedad.

La imputación de Gordon es como administrador único de Castaño Corporated y la de Blanco Balín, como apoderado de esa sociedad, cargo que también ocupaba Crespo. Ruz pregunta al fiscal si procede ampliar la denuncia a Isabel Martínez Parra, a la que el Ministerio Público quiere que se tome declaración como imputada pero no figura entre los denunciados.

633.000 euros «defraudados»
Teconsa, sin experiencia en el sector, subcontrató los servicios con otras firmas. En el auto, el juez dice que, a través de esa subcontratación con Impacto Producciones, Apogee Telecomunicaciones y Sirius Show Equipment, así como de los gastos contabilizados para la ejecución del contrato y las facturas emitidas por Wild Electronics, Castaño Corporated y Free Consulting —un total de 1.242.690 euros—, Teconsa podría haber dejado de ingresar 633.000 euros a Hacienda, de los que 198.830 serían la cuota de IVA soportado y otros 434.941, el impuesto de sociedades de 2006 por la deducción improcedente de las facturas emitidas por las anteriores mercantiles al no responder a la prestación de servicios reales.

Un informe de la Unidad de Auxilio Judicial fechado de 2010 señalaba que el coste de los actos de la visita papal para la RTVV fue de 14.713.924,75 euros, de los que la mitad, 7.493.600 euros, se destinó al expediente de contratación adjudicado a Teconsa. Ésta incumplió los términos del contrato, según el informe judicial, ya que subcontrató parte de los trabajos a otras compañías a pesar de no contar con la autorización expresa de RTVV.

La causa abierta por el juez Ruz por delito fiscal y falsedad se produce después de un informe de Hacienda en el que se denunciaban los hechos y se urgía a la Audiencia a actuar ante el riesgo de prescripción. La imputación abre una vía al margen de la investigación de los hechos en sí, centrada en el sobrecoste que supuso para las arcas públicas de la Generalitat unos servicios de los que se beneficiaron los cabecillas de la trama, además de Crespo, el jefe de Gürtel, Francisco Correa, y el delegado en Valencia, Álvaro Pérez.

El TSJ de Madrid remitió esta causa al TSJ valenciano pero éste no aceptó investigar los hechos, y el conflicto de competencias está pendiente en el Supremo. El juez Ruz, que lleva el grueso de Gürtel, podría decidir en los próximos días si imputa a Pedro García, como ha solicitado la fiscalía. Para acabar de enredar la madeja, el TSJCV sí lleva la causa Gürtel por presunta financiación irregular del PPCV.

Investiga la gestión de Aena
Además de la causa por la visita del Papa, el juez Ruz abrió también una pieza separada por los contratos de la trama Gürtel con el ente estatal Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea y el presunto cobro de servicios y gastos de carácter particular a empleados de este organismo entre 2000 y 2002. El magistrado imputa al que fue director de comunicación de Aena Ángel López de la Mota Muñoz, y a José María Gabarri, por la comisión de delitos de cohecho y prevaricación. Ruz pide a AENA —dependiente entonces del Ministerio de Fomento dirigido por Francisco Álvarez-Cascos— que aporte expedientes y contratos con Special Events y FCS Travel Group, en particular los referidos al «stand» de Fitur en los años 2001 y 2002.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...