El jefe de la policía local de Vila-real lleva a los tribunales al alcalde por obligarle a ir a misa

El jefe de la policía local en Vila-real, Ángel Torres, ha denunciado ante el juzgado número 3 de esta población que el alcalde de la localidad, Manuel Vilanova, y el concejal delegado, Alejandro Amposta, ambos del PP, le obligaron el pasado domingo 29 de mayo a asistir a la procesión y misa del Corpus en la localidad, pese a que solicitó, en un escrito remitido al Ayuntamiento el 5 de enero, que se le eximiera de esas obligaciones.

   El máximo responsable policial ha denunciado que ha sido conculcado su derecho constitucional a la libertad religiosa y que ha recibido amenazas y un trato humillante por parte de Vilanova y del concejal de policía Alejandro Amposta. El policía se ampara en el derecho fundamental a la libertad religiosa recogido en la Constitución, y en una sentencia del Tribunal Constitucional del año pasado, que daba la razón a un policía nacional que no  quería acudir a una procesión en Málaga.

   El jefe de la policía local de Vila-real, presentó la denuncia días antes de que tuviera lugar la procesión, al recibir la orden del Ayuntamiento para asistir a la misma. Según relata Ángel Torres, "el concejal delegado Alejandro Amposta" le dijo que "estaba obligado a formar y acudir a  los actos", y que "podía quedarse a la puerta de la Iglesia". Un trato que para Torres era "humillante".Ángel Torres dice que una vez se vio obligado a acudir a los actos,  decidió entrar en la Iglesia y allí el alcalde, Manuel Vilanova, le "amenazó" por haberle denunciado ante los juzgados, diciéndole hasta en tres  ocasiones "ahora te vas a enterar". El policía dice que puede demostrar las supuestas amenazas del alcalde de Vila-real, y por ello ha pedido una  ampliación de la querella.

   A Manuel Vilanova se le acumulan las denuncias en los juzgados. Esta causa se une al juicio por supuesta prevaricación y delito ambiental por el que se sentará en el banquillo de los acusados en julio, y otro juicio por mobbing de un empleado municipal.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...