El cardenal Dolan recuerda a Clinton que debe una disculpa a los católicos

“Si se hubiera dicho sobre la comunidad judía o sobre la comunidad islámica, a los 10 minutos habría habido una disculpa y un distanciamiento”, ha afirmado el cardenal Timothy Dolan sobre las recientes filtraciones de Wikileaks. 

El cardenal arzobispo de Nueva York, Timothy Dolan, ha hecho un llamamiento a la candidata demócrata Hillary Clinton a distanciarse de las afirmaciones ofensivas sobre los católicos realizadas por su equipo de campaña en unos correos electrónicos filtrados por Wikileaks.

Según informan varios medios estadounidenses, el cardenal Dolan ha denunciado que los comentarios del equipo de Clinton en estos correos son “extraordinariamente insultantes para los católicos”.

El cardenal Dolan ha señalado, además, que si los correos hubieran tratado sobre el islam o el judaísmo, Clinton se habría apresurado a disculparse por su contenido.

“Si se hubiera dicho sobre la comunidad judía, si se hubiera sido dicho sobre la comunidad islámica, a los 10 minutos habría habido una disculpa y un distanciamiento completo de esas observaciones”, ha afirmado el prelado en declaraciones recogidas por CNS News.

El cardenal Dolan ha resaltado que esa disculpa, sin embargo, no ha llegado para la comunidad católica, víctima de los comentarios ofensivos del equipo de Clinton.

Wikileaks ha sacado a la luz los correos electrónicos enviados entre un líder progresista y el jefe de campaña de Hillary Clinton, John Podesta, que hablan de cómo se podría “plantar la semilla de la revolución en la Iglesia y crear una “primavera católica”, adaptando el nombre de la conocida como “primavera árabe”.

En otros correos -también filtrados por Wikileaks- Jennifer Palmieri, actual directora de comunicación de la candidata demócrata, insinúa que los conservadores optan por ser católicos por una cuestión de prestigio social. Afirma que el catolicismo es “la religión políticamente conservadora más aceptable socialmente” y añade con sorna que los amigos ricos de los conservadores poderosos no entenderían que se hicieran evangélicos.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...